Trasladan a Buga a militares sindicados de robo de armamento

Los uniformados estarían vendiendo las armas a integrantes del Clan Úsuga.

 A Buga, Valle del Cauca, fueron trasladados un sargento segundo y un soldado profesional del Ejército Nacional, capturados este lunes por su presunta participación en el robo de armamento. Allí fueron puestos a disposición de una Fiscalía Especializada de ese municipio, que adelanta investigaciones en contra de bandas criminales.

La Fiscalía General les imputará los delitos de concierto para delinquir, peculado por apropiación, tráfico, fabricación o porte de armas de uso personas y de uso privativo de las Fuerzas Militares.

Según la investigación, dicho armamento le fue vendido a una banda criminal que delinque en el Norte del Valle y Risaralda. La organización criminal comandada por Álex Toro, miembro del Clan Úsuga, le habría pagado una alta suma de dinero a los uniformados.

Según la investigación preliminar habrían sido hurtados del Batallón más 300 fusiles que estaban bajo custodia en el armerillo del Batallón San Mateo de Pereira.

El pasado 29 de enero, el coronel Germán Puentes Aguilar, comandante de la Octava Brigada del Ejército, manifestó que se estaba indagando la responsabilidad de varios uniformados encargados de custodiar el armamento. Ahora, además de las investigaciones
que adelantan las autoridades en Buga, en Pereira habrá más investigaciones en torno a los hechos, donde un juez penal militar ordenó un reconteo del armamento.

“La investigación comienza al interior del batallón por parte de la sección de contrainteligencia dados algunos indicios e irregularidades de los responsables del manejo de este depósito y se hace una investigación exhaustiva que lleva varias semanas para poder determinar responsabilidades”, sostuvo el uniformado en diálogo con Noticias Caracol.

Temas relacionados