Uribe desestima acusaciones del hacker Sepúlveda

El expresidente aseguró que, contrario a lo que dice Andrés Fernando, el general Javier Rey no le filtró las coordenadas del área que se iba a despejar para trasladar a Cuba a un guerrillero.

A través de su cuenta en Twitter, el expresidente Álvaro Uribe Vélez desestimó este domingo las acusaciones del hacker Andrés Fernando Sepúlveda, quién aseguró a la revista Semana, entre otras cosas, que militares afines al hoy senador de la República espiaron las comunicaciones del presidente Juan Manuel Santos.

El uribismo del hacker fue el apoyo a Juan Manuel Santos”, escribió el exmandatario ante las revelaciones de Sepúlveda, hoy preso por los delitos de espionaje e interceptación de datos.

Sepúlveda aseveró que a la campaña del candidato presidencial por el Centro Democrático, Óscar Iván Zuluaga, “le parecía muy interesante mi labor, no desde el punto de vista de apoyo a la Fuerza Pública, sino de obtener información que se pegara al discurso del expresidente Uribe que es no al proceso de paz”. Insistió en varias partes de la entrevista que la orden que tenía desde la campaña era atacar todo lo que no fuera compatible con las ideas del uribismo.

A pesar de las acusaciones y de las pruebas que dice tener Sepúlveda, el expresidente indicó en la red social que todo son inventos. “Se inventaron el hacker para tapar el dinero del narcotráfico a los asesores políticos de Santos y a su campaña”.

"El objetivo de Andrómeda se terminó convirtiendo uno de los brazos de información del uribismo. Y el objetivo era saber qué hacía el presidente, cómo lo hacía, cuándo lo hacía, desde su parte electrónica". Así respondió el hacker a los cuestionamientos de la relación entre el uribismo y Andrómeda, que era el nombre de una fachada de inteligencia utilizada por militares para hacer espionaje lícito desde un local ubicado en el barrio Galerías de Bogotá, el cual fue cerrado cuando se descubrió que también realizaba acciones por fuera de la ley.

Uribe igualmente trató de quitar peso a la entrevista de Sepúlveda por la relación familiar entre el presidente y Alejandro Santos, director de la revista Semana. “Hacker patrocinado por revista del sobrino del Pte debería mostrar las comunicaciones conmigo (…) La revista del sobrino del Pte empieza con el Hacker una nueva escalada de infamias como lo hicieron con las ‘chuzadas’”.

Asimismo, manifestó que la publicación trata de “tapar la farsa de las víctimas de un grupo terrorista que no sabe de arrepentimiento (…) Reviven al hacker para tapar vergüenza de igualar al Ejército de la Democracia con narcoterroristas”, en referencia a la llegada de militares activos a la mesa de negociaciones de paz en La Habana, Cuba.

El exjefe de Estado también se defendió de las aseveraciones de Sepúlveda y la filtración de las coordenadas del área que las autoridades iban a despejarse para facilitar el traslado de un guerrillero de las Farc a Cuba. “El mismo expresidente Uribe aceptó que él había recibido las coordenadas por el general (Javier) Rey, (excomandante del estado mayor conjunto de las Fuerzas Militares) no fue que interceptaron al general, no”, dijo Sepúlveda.

Sin embargo, Uribe refuta: “Quienes me investigaron y los medios a los que hablé saben qué dije sobre coordenadas, ahora Semana promueve versiones falsas (…) Semana publica mentiras para convertirlas en verdad: nada me dijo el Gral Rey sobre coordenadas, ni hablé con él mientras estuvo activo”.