Vuelve el 'karma' para los solados que hallaron la guaca de las Farc

Los 142 militares deben pagar una condena de 52 meses en una guarnición militar pero no hay sitio para que purguen sus penas.

Hay un completo drama para los 142 soldados que hallaron la guaca de las Farc en 2003 pues deben estar recluidos en una guarnición militar y de momento no está claro dónde deben pagar sus condenas.

Y es que después de casi 13 años se revivió el polémico tema del grupo de militares que hallaron en las selvas colombianas la cacareada caleta de la guerrilla.

La Corte Suprema de Justicia ratificó hace pocos días la condena a 52 meses de prisión por peculado contra los uniformados y el juzgado sexto penal militar emitió las órdenes de captura.

Sin embargo, nadie contaba con que no hay lugar dónde recluirlos luego de que se emitieran órdenes de captura y sí bien algunos de ellos se presentaron de inmediato, lo curioso es que para ellos no hay lugar de momento en las guarniciones militares.

Por eso como un “karma” califican los militares su participación en el hallazgo de la millonaria caleta de las Farc pues hasta de la cantidad de dinero que recibieron ya no queda nada.

Noticias Caracol publicó como algunos de los condenados se presentaron en batallones de Bogotá y Fusagasugá, y no fueron recibidos pues el Ejército no ha sido notificado de la medida. Después de toda una serie de recorridos para entregarse fue en el batallón de alta montaña de Sumapaz donde los recibieron para purgar su condena. (Vea los testimonios de los uniformados condenados)

El comando del Ejército informó que si bien no hay espacio para albergar más de 100 soldados en una guarnición militar, tampoco han sido notificados de la decisión judicial. 

 

últimas noticias