Zuluaga se defendió ante la Corte por caso “hacker”

Mientras la Corte Suprema de Justicia avanza en las pesquisas contra el expresidente Álvaro Uribe por supuestos nexos con Andrés Sepúlveda, la Fiscalía anunció que va por la cabeza de quien considera uno de los autores intelectuales de estos hechos: Luis Alfonso Hoyos.

El excandidato presidencial por el Centro Democrático, Óscar Iván Zuluaga. / Archivo
Mientras la Fiscalía continúa cerrando los acuerdos a los que llegó con distintos protagonistas que tuvieron nexos o hicieron negocios con el llamado hacker Andrés Fernando Sepúlveda, el excandidato presidencial Óscar Iván Zuluaga, uno de los principales salpicados en el caso, rindió declaración ante la Corte Suprema de Justicia en el marco de la investigación que el tribunal adelanta contra el expresidente y hoy senador Álvaro Uribe por estos hechos. Luego de tres horas de diligencia ante el magistrado José Luis Barceló, Zuluaga no dio detalles de la diligencia, pero ratificó que su campaña, supuestamente, “fue infiltrada”.
 
El director del Centro Democrático afirmó que su exasesor Luis Alfonso Hoyos, quien fue llamado a imputación de cargos para el próximo 11 de junio, es una persona honorable y que en ningún momento se le dieron instrucciones a Sepúlveda para que interceptara ni comprara información de inteligencia con el fin de afectar el proceso de paz entre las Farc y el Gobierno en La Habana (Cuba). Es más, Zuluaga lanzó pullas a la Fiscalía al decir que será labor de la entidad demostrar cómo se logró infiltrar al hacker en el corazón de su campaña y a quién terminó beneficiando con sus actividades ilegales.
 
La Corte Suprema ya ha escuchado tanto a Uribe como a Zuluaga, luego de que el director de la Red de Veedurías, Pablo Bustos, denunciara al primero días después de que estallara el escándalo. Asimismo, para finalizar sus pesquisas y definir el futuro del expresidente, el alto tribunal citó a Sepúlveda, a la exesposa de éste, Lina Luna, al español Rafael Revert, experto en informática y quien entregó el polémico video en el que salen Zuluaga y Hoyos hablando con Sepúlveda sobre supuesta información delicada relativa al proceso de paz, y al hacker ecuatoriano Daniel Bajaña. Este último, ad portas de obtener un preacuerdo con la Fiscalía.
 
Paralelamente a esta situación, el pasado 25 de mayo un juez avaló los preacuerdos de dos funcionarios que trabajaban en centrales de inteligencia del Estado y que le vendieron información a Sepúlveda. Se trata del agente de la Dirección Nacional de Inteligencia (DNI) Wilson Leonardo Torres y del cabo Luis Humberto Moreno, miembro de la Central de Inteligencia del Ejército (Citec). “El primero enfrentará una condena de cuatro años y cuatro meses de prisión y el segundo una pena de seis años y ocho meses de cárcel”, dijo el director del CTI, Julián Quintana, quien agregó que estos son los primeros funcionarios sentenciados por el delito de espionaje en Colombia.
 
Quintana precisó que estas personas le vendieron a Sepúlveda documentos confidenciales por $8 millones sobre objetivos militares de alto valor, la ubicación de los campamentos de las Farc y las más recientes operaciones realizadas contra esas estructuras. Para la Fiscalía, la primera etapa de la investigación del caso del hacker, que correspondía a develar los vínculos ilegales entre Sepúlveda y las Fuerza Militares, ya está cerrada.
 
“Tenemos evidencia contundente, avalada por un juez, de que el hacker obtuvo esta información ilícita, secreta e ilegal y la proporcionó a la campaña de Óscar Iván Zuluaga con el único fin de desestabilizar el proceso de paz. Ya hemos armado el rompecabezas. Tenemos al autor directo y material (Sepúlveda) y a estas dos personas que vendieron información de inteligencia, y ahora vamos por el autor intelectual de los hechos, que es el doctor (Luis Alfonso) Hoyos, a quien le imputaremos cargos en los próximos días”, concluyó Julián Quintana.