Así avanzan los proyectos que fortalecen el desarrollo de la economía

Los servicios y productos de cerca de 600 pequeñas unidades productivas rurales fueron beneficiadas con el Programa de Competitividad Estratégica Territorial (CET). Este es el balance de los 13 primeros proyectos que comenzaron en 2017.

Estos Proyectos de Desarrollo Productivo (PDP), financiada por la Unión Europea, el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo e impulsada por Red Adelco, contó con un aporte de más de $5 mil millones. Cortesía Red Adelco

Desde hace tres años, se creó el Programa de Competitividad Estratégica Territorial (CET) que busca el fortalecimiento de los sistemas productivos de cada región. Los principales resultados están en las zonas rurales, en donde se refleja que la transformación en territorios es posible siempre y cuando se haga de la mano de las comunidades.

Una de las herramientas que ofrece esta iniciativa son los Proyectos de Desarrollo Productivo, que han contribuido a la diversificación de la oferta en los territorios para eliminar los obstáculos en las cadenas productivas. Actualmente, los servicios y productos de 624 pequeñas unidades productivas rurales fueron beneficiadas durante el primer año de ejecución.

En 2017, cuando inició el CET, se desarrollaron 13 proyectos en diferentes departamentos, como Boyacá, Arauca, Cauca o Cesar. Así se distribuyeron las iniciativas:

Estos Proyectos de Desarrollo Productivo (PDP), financiada por la Unión Europea, el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo e impulsada por Red Adelco, contó con un aporte de más de $5 mil millones. Es decir, cada uno de los 13 proyectos tuvo una suma que ascendía a los $396.250.000, de los cuales $ 317.000.000 fueron otorgados por MinCit y los $79.250.000 restantes por aliados locales.

Con los aportes se lograron consolidar unas estrategias, con las cuales se consiguió que las comunidades realizaran un inventario de su territorio y así identificar el potencial de los recursos con los que cuentan. Pero, ¿qué beneficios reciben las poblaciones al fijar estas metas?.  Para Mauricio Zuleta, coordinador de Gestión Local del Programa CET, una vez se realiza este proceso, se fortalecen las cadenas de valor y se establece la dinamización de la economía local.

Los proyectos de Desarrollo Productivo, también, mejoran la capacidad productiva. Según Zuleta, con este punto “las comunidades pueden dotarse de equipos, herramientas, maquinarias, habilidades administrativas y financieras. Con ellas, aumentan la capacidad de producción, son más competitivos y pueden acceder a cuotas de mercado que anteriormente no podían abarcar por diferentes razones”.

Además, las iniciativas han demostrado el fortalecimiento de los procesos de dinamización de la economía local, que representa la base de los 13 Proyecto de Desarrollo Productivo. Otro impacto es el fortalecimiento del tejido social. Estos son los logros obtenidos en cada una de las iniciativas:

Turismo, principal fuente en la economía de La Guajira

 
 

En este departamento se implementaron herramientas de mitigación de impactos y riesgos del turismo y se capacitó a los pobladores. Posteriormente, se promovió un modelo de gestión de destino que facilitó la articulación de la cadena de valor y se definieron los lineamientos de acción en el territorio.

Una vez se consolidó la cadena, se logró realizar un portafolio de productos turísticos diferenciados, es decir, se articuló una propuesta en las que se expuso las actividades, los destinos y la gastronomía que hacen que La Guajira sea un destino único.

Tras este proceso, el departamento se consolidó y posicionó en el mercado turístico.

Aguacate Hass, el producto estrella del Valle del Cauca

 
 

Para este proyecto, explica Zuleta, se realizó un proceso de acompañamiento socio-organizativo, empresarial y comercial de aguacate Hass. Además, se estructuró y desarrolló un modelo comercial, logístico y operacional del producto a nivel local para las 28 unidades productivas.

Una vez se adelantó el diagnóstico en BPA a las unidades productivas, se certificaron los predios productivos. Además, se adecuaron las áreas de acopio, baños, comedor, mezclas y equipos de desarrollo de nuevos productos, como la despulpadora, licuadora, mesas acero inoxidable y el cuarto de maduración.

Otro de los avances que se consiguió en el Valle del Cauca fue establecer el esquema de la cadena de abastecimiento local del aguacate Hass. Para ello, se conformó un grupo asociativo, fortalecido en temas productivos, comerciales y agronegocios. Por último, se creó un fondo de comercialización.

En Nariño se produce uno de los mejores cafés

 
 

Por medio la asistencia técnica, mejoraron la calidad de café de las unidades productivas, que adquirieron capacidades financieras a través del ahorro. En este departamento, se conformó y fortaleció una red de unidades productivas de la zona norte y, además, se adelantó el sistema de aseguramiento de la calidad gracias a la apropiación de nuevas tecnologías.

Para este proyecto, en los territorios se propició la sostenibilidad ambiental mediante las innovaciones de las UP, que fueron diseñadas e implementadas con las propuestas de comercialización entre ellas y los aliados locales. Las UP fortalecieron sus capacidades comerciales a través de la participación en expoespeciales 2018.

Arauca, el municipio líder en la producción de cacao

 
 

En este municipio aumentó la exportación de cacao en grano seco con características diferenciales, como en el sabor y en el aroma. También presentó un incremento en su producción. El gran secreto está detrás de los cultivos que se optimizaron.

Por medio de este proyecto, se posicionó el Cacao en Grano Seco Araucano. Además, se implementó el sistema de gestión de seguridad y salud en el trabajo. Por último, se fortaleció el marketing territorial en la ruta competitiva de este producto.

Brócoli, uno de los productos estrella de Nariño

 
 

El principal logro en este proyecto se vio en las unidades productivas. Su avance fue el reflejo de una correcta planeación de la producción, una mejora en sus conocimientos en postcosecha y la adaptación de la infraestructura adecuada.

Además, contó con asistencia técnica especializada para garantizar la demanda de los canales de supermercados y agroindustria.

Por eso, las unidades productivas vinculadas al proyecto se fortalecieron en asociatividad y empresarismo. Como resultado, se ha incrementado el volumen en los clientes especializados.

El aroma especial del café del Valle de Tenza en Boyacá

 
 

Una vez se integraron los 30 productores o asociaciones, se logró la instalación y puesta en marcha de una planta de tostado, molido y empaque de café Valletenzano. También, se desarrolló una estrategia de mercadeo y comercialización entorno a la marca territorial que permitió una integración de la oferta territorial turística, artesanal y gastronómica.

Otro de los avances fue el adelanto del diseño y desarrollo de la estructura comercial del Valle de Tenza.

Nariño brilla con su producción de limón

 
 

En este departamento se implementó la asistencia técnica para el mejoramiento del cultivo y se generó las capacidades para los procesos de postcosecha y comercialización. Tras meses de estar trabajando en este proyecto, se consiguió aplicar la normatividad y los estándares para la producción del limón.

La mora es la carta de mostrar en Risaralda

 
 

En el departamento se diseñó un plan de manejo integrado para el cultivo de mora, plan que se elaboró en el marco de las Buenas Prácticas agrícolas (BPA) y en cumplimiento de normas nacionales e internacionales. Los resultados de estas estrategias se vieron reflejadas en el aumento de la producción de la mora en 180 productores, pasó de 8.000 Kg/ha a 9.000 Kg/ha en promedio. Otro de los secretos detrás de este incremento está la adopción del manejo técnico de cultivo y los planes individuales de fertilización.

También se mejoró los procesos de manipulación de este producto para mantener la calidad e inocuidad en la cadena de valor y se fortaleció su gobernanza y direccionamiento. Estos avances se consiguieron mediante la implementación de un plan estratégico de cooperación empresarial asociativo.

Zuleta cuenta que “al alinear los procesos logísticos y comerciales dentro de la cadena productiva de la mora se logra aumentar la oferta de mora ultracongelada, aprovechando la capacidad instalada de las organizaciones ASMOBEL y HORFRUBELLA”.

Gracias a estos procesos, se estableció una marca regional que identifica la cadena productiva de la mora del departamento de Risaralda.

En Cesar le apuestan a la piscicultura

 
 

En Cesar, se fortalecieron las capacidades técnicas de las 26 unidades productivas, por medio de procesos y asistencias en Buenas Prácticas de Producción Acuícolas – BPPA. Se aplicaron, además, fuentes de energías alternativas al proceso productivo en seis unidades productivas, es decir, se logró la aireación de estanques a partir de fuente de energía fotovoltaica.

“Gestionado el registro sanitario INVIMA para la planta de proceso PROCARNICOS y acompañamiento en la formulación de programas (concesión de agua, permiso cultivo, bioseguridad y sistema de alerta temprana, plan veterinario de salud) a 26 unidades productivas”, dice Zuleta es otro de los avances.

Al adecuar la planta de proceso PROCARNICOS, bajo los requerimientos del INVIMA, se suministró materia prima para la producción de salchichas y chorizos. También se dotaron de equipos, herramientas e insumos a 26 unidades productivas y se consiguió la dotación de la unidad móvil para puesta en funcionamiento.

Entre los resultados están el fortalecimiento de los componentes socio-empresarial, asociativo, legal/tributario y contable/financiero a las unidades productivas, y los acuerdos de comercialización generados entre productores, procesadores y comercializadores de origen local para lograr un comercio justo.

El Alto Ricaurte busca ser referente en turismo

 
 

En Boyacá se dinamizó la estrategia de marketing turístico “Camino Rural Maravillas del Alto Ricaurte”, táctica que cuando entró en operación generó un incremento en las ventas de servicios turísticos comunitarios. En el departamento, las 28 empresas prestadoras de servicios turísticos han mejorado las condiciones de calidad de sus unidades productivas y servicios a través del fortalecimiento de sus habilidades, mejoras locativas y dotación de equipos requeridos para una adecuada atención del cliente.

En cuanto a las 28 unidades productivas, se han implementado criterios de sostenibilidad, según las normas técnicas sectoriales de turismo sostenible y  han mejorado su nivel de desarrollo empresarial.

Turismo, la estrategia para potenciar al Cauca

 
 

En el Cauca se adelantó el diseño y fortalecimiento del producto turístico regional como estrategia para el incremento de la demanda en los municipios de Popayán, Silvia, Puracé y Cajibío.

“Se fortalecieron las capacidades empresariales y las competencias en mercadeo para el mejoramiento de los ingresos y la calidad del empleo de los prestadores de servicios turísticos de la región”, asegura Zuleta. Con este aumento de los prestadores de servicios se logró la cocreación, el desarrollo de Productos Turísticos, el relacionamiento y la innovación de modelos de negocio en estrategias de Clúster.

Estos cambios en la prestación de los servicios turísticos se consiguieron a partir de la transferencia especializada, la implementación de estándares mínimos de calidad en las unidades productivas y la certificación de los prestadores en normas de sostenibilidad turística. 

Antioquia se la juega por ser referente en turismo

 
 

En este departamento se creó un plan de medios y marketing territorial que permite posicionar a la región como destino turístico, consolidada a través de la APP vive Urabá. Además, se consolidó la UP promotora de turismo comunitario sostenible, según cuenta Zuleta, “con la participación de los distintos eslabones de la cadena de valor del turismo. puesta en escena donde se promocionan paquetes y servicios turísticos”.

Por último, se conformó la mesa de turismo comunitario del municipio de Mutatá para dar normatividad a cada actor.

¿Cuáles son los avances?

El principal avance, sostiene Zuleta, es el fortalecimiento de las capacidades para la gestión de procesos de DEL en 13 de los 34 territorios donde se formularán los Proyectos de Desarrollo Productivo.                        

- Iniciaron procesos de animación territorial en DEL en 8 de los 26 territorios priorizados por rutas competitivas de intervención completa.

- Aplicar ejercicios de validación y/o actualización de Planes Estratégicos Territoriales en 5 de los 10 territorios DEL.      

- Formular 13 de los 34 PDP establecidos en la acción, en concordancia con su correspondiente Agenda Integrada y armonizado con los lineamientos políticos y estratégicos relacionados con la competitividad estratégica territorial.  

- Implementar los primeros ejercicios de formulación de política pública que promuevan el Desarrollo Económico Local y la Competitividad Territorial.                             

¿Se financiarán más proyectos?

Zuleta es enfático al decir que sí. “En el marco de la implementación de acciones del Programa Competitividad estratégica Territorial, se establece la formulación y financiación de 34 proyectos a lo largo de tres años”. Para 2017, cuando inició el programa, se consiguió la formulación y financiación de 13 de ellos. Un año después se formularon otros 13. Los territorios beneficiados fueron:

Para este año, ocho nuevos proyectos se encuentran en fase de formulación, así se alcanzarían los 34 Proyectos previstos. Estas iniciativas formuladas en 2018 y 2019 tendrán los mismos montos de financiación que recibieron los planes financiados en 2017.

Los últimos proyectos se encuentran en los siguientes territorios y cadenas de valor:

882133

2019-09-20T18:04:21-05:00

article

2019-09-20T18:04:21-05:00

paucasas_95_95

none

-Redacción BIBO

Medio Ambiente

Así avanzan los proyectos que fortalecen el desarrollo de la economía

71

19626

19697