Colombia recuperará un millón de hectáreas degradadas

Se presentó en Lima la Iniciativa 20x20, un esfuerzo de varias instituciones y gobiernos que pretende restaurar 20 millones de hectáreas de tierras degradadas para 2020.

El objetivo es que las 20 millones de hectáreas de tierras degradadas se recuperen para el 2020. / Archivo

Cerca de la mitad de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) de las que es responsable Latinoamérica y el Caribe se generan por el uso de suelo, el cambio de uso de suelo y actividades forestales. Así que una de las mejores estrategias para reducir esa huella ecológica que asciende a 4.2 gigatoneladas, y entrar en modelos de economías bajas en carbono, es devolviendo a los bosques gran parte del terreno que han perdido.

El ambicioso proyecto cuenta con el respaldo de los gobiernos de la región que juntos prometieron invertir hasta US$365 millones. La Iniciativa es apoyada por el World Resources Institute, el Centro Internacional de Agricultura Tropical, el Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza y la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.

“A través de la Iniciativa 20x20, los países y programas en la región trabajarán con centros de investigación líderes y el sector privado para restaurar las tierras degradadas, lo que resultará en la captura de carbono, reforestación, agricultura más productiva, deforestación evitada y mejora de las fuentes de sustento”, comentaron los voceros.

Se trata de un proceso lento que irá más allá de 2020, y aunque sus promotores no esperan tener bosques saludables para esa fecha sí prometieron iniciar el proceso cuanto antes. El proyecto se enmarca en el compromiso internacional conocido como el Reto de Bonn, cuya meta global es restaurar 150 millones de hectáreas de tierra degradada para el 2020.

Las 20 millones de hectáreas estarán distribuidas de la siguiente manera: México (8.5 millones de hectáreas); Perú (3.2 millones de hectáreas); Guatemala (1.2 millón de hectáreas); Colombia (1 millón de hectáreas); Ecuador (0.5 millón de hectáreas; Chile (0.1 millón de hectáreas); Costa Rica (50,000 hectáreas; Programa Regional “Conservación Patagónica” (4.1 millones de hectáreas); Programa Regional “Bosques Modelo” (1.6 millones de hectáreas).

Walter Vergara, especialista en clima del World Resources Institute, explicó que en el caso de Colombia, la mitad de las hectáreas previstas serán reforestadas y la otra mitad corresponde a áreas agrícolas poco productivas en las que se pondrán en marcha proyectos de agroforestería y silvo pasturas.

“Una buena parte de las zonas y tipos de restauración han sido identificados en términos genéricos pero los proyectos específicos tomarán tiempo para desarrollarse. Lo que tenemos en este momento es un compromiso de países para restaurar áreas de tierras degradadas”, explicó a El Espectador Vergara.

Andrew Steer, Presidente del World Resources Institute, comentó que conforme el mundo se prepara para lograr un acuerdo sólido en tema de cambio climático, “la restauración será absolutamente esencial para que los países alcancen a cumplir sus metas de emisiones, al tiempo que se materialicen grandes beneficios para los pobres rurales”.

 

 

[email protected]

@pcorrea78