Detalles del hotel en el Tayrona

Promotores del proyecto confirman los rumores: la iniciativa está marchando y ya invirtieron 2 millones de dólares en los estudios iniciales.

Claudia Dávila,  representante legal  de Arrecifes, S.A.  / Andrés Torres
Claudia Dávila, representante legal de Arrecifes, S.A. / Andrés Torres

Casi un año después de que se desatara una fuerte polémica por el anuncio del presidente Juan Manuel Santos acerca de la posible construcción de un hotel de siete estrellas en el Parque Tayrona, y de que se asegurara que el proyecto había muerto, sus promotores dan la cara y confirman los rumores: la iniciativa está marchando y ya invirtieron 2 millones de dólares en los estudios iniciales.

Se trata de Arrecifes S.A., que junto con la empresa de ecoturismo Six Senses, pretende hacer un hotel en un predio privado que fue entregado por el Estado desde 1958. Claudia Dávila, representante legal de Arrecifes, le dijo a El Espectador que están esperando que el Ministerio de Ambiente defina los términos de referencia del proyecto para pedir la licencia ambiental y que, de lograr luz verde, el nuevo hotel se tardaría más de tres años en abrir sus puertas.

El año pasado el Gobierno a aseguró que el proyecto estaba “muerto”, ¿por qué siguen intentando?
Nuestra propiedad, de 579 hectáreas, fue adquirida desde 1958 a través de adjudicaciones del Ministerio de Agricultura. Es un predio privado en el que la ley permite desarrollos ecoturísticos y por eso en 2007 iniciamos el proceso. En 2010 nos reunimos con Six Senses y luego de conocer tres de sus proyectos en Tailandia decidimos que ellos eran los indicados para operar el lugar. Estamos esperando los términos de referencia para pedir la licencia ambiental. El año pasado cometimos errores, pero aprendimos de ellos.

¿A qué errores se refiere?
No debimos reunirnos con el presidente Santos antes de presentar el proyecto. En ese momento él fue muy receptivo, pero lanzó a la opinión pública que se iba a construir un hotel siete estrellas y eso generó muchas reacciones. Nosotros no pretendemos hacer un hotel siete estrellas, sino una estructura acorde con el Parque, que cumpla con todos los parámetros ambientales.

¿También cometió un error el Gobierno diciendo que en la zona no había comunidades indígenas?
Para nosotros fue una sorpresa que se dijera que no había presencia de indígenas, fue un error del Ministerio del Interior. Cuando llegue el momento ellos tendrán que pronunciarse al respecto.

¿Cuánto han invertido hasta el momento?
Hemos invertido US$2 millones y estimamos que hasta obtener la licencia la cifra aumente a US$5 millones en el proceso de estructuración. Este proyecto representa el 0,5% del área total del parque. Creemos que sólo será necesario intervenir 20 hectáreas. En total se invertirían US$150 millones.

¿Creen que les van a otorgar una licencia luego de tantos cuestionamientos?
Queremos ser optimistas, pero acogeremos lo que el Gobierno decida.

¿Qué relación tiene Arrecifes con el presidente Santos o con parientes cercanos como Francisco Santos?

Ninguna. Ese es uno de los mitos que se generaron, no hay familiares ni gente cercana al presidente metida en el proyecto, eso es completamente falso. Tampoco es cierto que el lugar vaya a ser sólo para ricos, estamos pensando planes desde $30 mil la noche hasta US$800. No vamos a competir con Aviatur y la idea nunca ha sido sacar a Jean-Claude Bessudo. Se dijo que íbamos a destruir el parque: no vamos a salvarlo, pero lo que queremos es contribuir a su preservación.

Temas relacionados