Estos son los ganadores del Premio a la Protección del Medio Ambiente Caracol TV 2017

El Grupo EPM, la Fundación Biodiversidad Colombia y la organización comunitaria Asurtumo se coronaron como los ganadores de esta quinta edición.

Foto: Cristian Leopoldo Garavito Cruz.

En la Escuela de Artes y Oficios Santo Domingo se entregó este martes la quinta edición del Premio a la Protección del Medio Ambiente Caracol Televisión que, en esta oportunidad, galardonó a las iniciativas dedicadas al cuidado de los bosques y los ríos de nuestro país.

"Todos los días sentimos los efectos del cambio climático. El destino de Gaia, el nombre griego de la madre tierra, cada vez depende más de su especie humana más numerosa: el homo Sapiens, nosotros. Si Caracol decidió dar un premio ambiental es porque creemos que la causa del medio ambiente es el más urgente", señaló Alejandro Santo Domingo en la apertura del evento.

"La actividad humana en el planeta ha sido devastadora", prosiguió Alejandro Santo Domingo, quien añadió que todas las iniciativas de cuidado medioambiental merecen ser celebradas. "De personas como ustedes depende nuestro futuro", le dijo Santo Domingo a los finalistas y ganadores del Premio.

El Grupo EPM, la Fundación Biodiversidad Colombia y la Asociación de Usuarios de agua de los ríos Tuluá y Morales (Asurtumo) se destacaron sobre las otras 86 propuestas que clasificaron para la revisión del comité técnico, compuesto por cinco expertos de la ONG internacional The Nature Conservancy.

Estos expertos, que leyeron cada propuesta y evaluaron su pertinencia según criterios de sostenibilidad, impacto ambiental y social, y cobertura, seleccionaron nueve finalistas, tres para cada categoría: Grandes empresas, Medianas y pequeñas empresas, y Comunidades, asociaciones comunitarias y organizaciones de base. Luego hicieron una visita a cada uno de estos lugares.

No obstante, la última palabra la tuvo el jurado evaluador, que revisó las propuestas de los nueve finalistas y seleccionó a los mejores de ellos. Sebastián Troëng, Brigitte Baptiste, Yaneth Giha y Manuel Rodríguez conformaron el jurado experto que nombró a los ganadores.

Además, durante el evento, Martín Von Hildebrand, director de la Fundación Gaia Amazonas, dió una conferencia en la que destacó los servicios ambientales del bosque de la Amazonía, y su importancia a la hora de regular el clima.

Von Hildebrand explicó además que, con la ampliación reciente del Parque Nacional Natural El Chiribiquete, que creó un corredor con el parque La Macarena, Colombia se convierte en el país líder en cuidado del Amazonas, con el 85% del territorio en alguna figura de conservación o resguardo indígena.

Adriana Soto, directora para Colombia de The Nature Conservancy, señaló que si bien los esfuerzos para conservar los bosques en el Amazonas son admirables, allí sólo habita el 10% de la población colombiana. El otro 90%, dijo, habita en las cuencas Magdalena - Cauca y en el Atlántico, donde la deforestación ya se ha tragado un 70 y un 95% de los bosques originales.

Por esta razón, señaló Soto, las acciones conjuntas sobre estas regiones son fundamentales para que Colombia logre adaptarse al cambio climático con éxito.

Por su parte, el presidente Juan Manuel Santos confesó: "tengo una gran pasión, y no es la paz, es el medio ambiente". Agregó que Colombia, como uno de los países más ricos en biodiversidad y al mismo tiempo más amenazados por el cambio climático, debe asumir un compromiso excepcional con el tema. 

"Este es el tipo de ejemplos que debemos seguir y enaltecer para defender lo más importante que tenemos que es nuestro medio ambiente", puntualizó el mandatario.

Grupo EPM: un compromiso empresarial con la conservación del agua

Los ganadores en la categoría Grandes empresas son un peso pesado en la conservación ambiental. Con una inversión que superará los $46.000 millones, para 2019 el Grupo EPM planea conservar 66.434 nuevas hectáreas mediante la compra de predios clave en las cuencas para su conservación, reforestación o manejo integral.

Como ganadores, el Grupo EPM recibió $150 millones en pauta en Caracol.

En segundo y tercer lugar quedaron los Programas Ekoaguas de Sygenta y la Iniciativa de Fondos por el Agua de Coca Cola Femsa. 

Barbacoas: la ciénaga bendita a la que le apostó Fundación Biodiversidad Colombia

Hace varios años, la ciénaga de Barbacoas, ubicada en el Bajo Cauca antioqueño, era conocida por los pescadores como la ciénaga "de la subienda perpetua", debido a su exuberante biodiversidad. No obstante, la sobreexplotación del recurso pesquero en sus aguas, así como la llegada de ganaderos a sus bosques, diezmó su riqueza.

Es por esto que el Programa de Conservación de las Ciénagas y los Bosques de Barbacoas tiene una gran importancia en la región, pues se ha enfocado en fortalecer la conciencia ecológica de sus habitantes, para que practiquen la pesca y ganadería de manera sostenible.

Con este proyecto, la Fundación ha restaurado 23 hectáreas de hábitat natural y dejan conectadas 2.785 hectáreas de bosque nativo, con árboles sembrados por la misma comunidad en tres viveros. Por si fuera poco, otras diez hectáreas pertenecientes a ganaderos han puesto en práctica sistemas silvopastoriles de ganadería sostenible y, además, dueños de ocho fincas se han comprometido a mejorar las relaciones entre felinos y humanos. 

El segundo lugar fue ocupado por el Comité Departamental de Ganaderos del Caquetá, con su proyecto la Ruta del Queso; el tercero, por la Fundación Fondo de Agua por la Vida y Sostenibilidad, liderada por el sector azucarero de Colombia.

Los vecinos que se agruparon para cuidar dos ríos del Valle

En las montañas del Valle del Cauca, los habitantes de las cuencas hidrográficas de los ríos Tuluá y Morales se aliaron en un Programa para el Manejo Integral de ambas cuencas, tanto en sus nacimientos, como en el recorrido que hacen por la escarpada cordillera en su cuenca media y baja.

A través del trabajo conjunto de campesinos y propietarios de los tramos del río se han logrado adelantar acciones para la conservación de los bosques a las orillas de los ríos, como la siembra de 380.000 árboles de especies nativas y el cultivo de otros 250.000 en viveros comunitarios, que luego serán sembrados en los bosques. Con estas acciones han protegido 593 hectáreas en su territorio. 

Además, se han hecho más de 100 reuniones y talleres con los estudiantes de los municipios por donde pasan los ríos, y, para generar arraigo con el territorio, la Asociación lideró la elaboración de un inventario local de su fauna y flora, nutrido con conocimientos populares y científicos.

En segundo lugar quedó la Asociación de Actores Sociales Agropecuarios del Núcleo 8 Páramo Loro - Pijama. Y, en el tercero, la Asociación de Usuarios de la Microcuenca de la Quebrada Cane - Iguaque.