Focos de incendio en Amazonia subieron 30% en 2019

El Instituto Nacional de investigaciones espaciales (INPE) informó que, en total, se registraron 89.178 focos de incendio. En diciembre de 2019, el presidente Jair Bolsonaro anunció que su gobierno tiene listo un proyecto para legalizar la minería en tierras indígenas y justificó la expansión de las actividades agropecuarias en esos territorios, muchos de ellos en la selva amazónica.

Áreas quemadas en la selva del Amazonas, en la ciudad de Candeiras do Jamari. Greenpeace

El número de focos de incendio en la Amazonia brasileña aumentó un 30% en 2019 respecto al año previo, pero fue en el Pantanal, una vasta llanura aluvial, donde se registró un salto seis veces mayor en el mismo periodo, según datos publicados por el Instituto Nacional de investigaciones espaciales (INPE). En total, se registraron 89.178 focos de incendio en 2019, frente a los 68.345 de 2018. (Lea: Asesinatos de líderes indígenas de la Amazonía brasileña, los más altos en dos décadas)

En agosto, explica la entidad, se registraron 30.901 incendios en la región, el mayor pico en el año que generó una ola de críticas de la comunidad internacional contra el gobierno ultraderechista de Jair Bolsonaro, quien es favorable al desarrollo de actividades extractivistas en esta región del país, conocida por albergar el bosque tropical más grande del mundo.

Los incendios en ese bioma del país suramericano, atribuidos en gran parte a la deforestación, provocaron una disputa entre Brasil y Francia que aún no se ha resuelto. Para ese entonces, Bolsonaro, que llegó a acusar a las ONGS de estar detrás de los incendios, ordenó el despliegue de militares para ayudar en las tareas para controlar el fuego. Desde agosto, los focos de incendios fueron descendiendo progresivamente hasta bajar a 3.275 en diciembre pasado. (Puede leer: “El Estado existe para proteger a los más frágiles”: Marina Silva)

Pese a ayudar a contrarrestar las llamas, a finales de 2019, Bolsonaro anunció que su gobierno tiene listo un proyecto para legalizar la minería en tierras indígenas y justificó la expansión de las actividades agropecuarias en esos territorios, muchos de ellos en la selva amazónica.

Aunque la cifra subió el año pasado, el número de incendios en la Amazonía fue mayor en 2017, con 107.439 focos. Pero el año récord de las llamas fue 2004, cuando se presentaron 218.637, la mayor desde que inició el registro histórico en 1998. El Pantanal, otro de los seis biomas del gigante brasileño, acumuló 10.025 focos de incendio en 2019, un 493% superior al mismo período del año previo, cuando se registraron 1691 incendios, según cifras del INPE. (Le puede interesar: Incendios en la Amazonía aceleran derretimiento de glaciares andinos)

899018

2020-01-09T09:24:46-05:00

article

2020-01-09T09:24:46-05:00

paucasas_95_95

none

- AFP

Medio Ambiente

Focos de incendio en Amazonia subieron 30% en 2019

50

2964

3014