Luego de un año, Tumaco aún sufre los estragos del derrame de crudo