Más de 100 nuevos cuidadores llegan al centro del país para proteger los páramos

Como parte del programa “Guardapáramos”, 105 personas capacitadas, seleccionadas de 500 aspirantes, se encargarán de resguardar estos ecosistemas.

Cortesía RAPE

Con el paso de los años los colombianos han entendido que los páramos son un ecosistema vital. Las fábricas de agua, como suelen llamarlos, cumplen un importante rol en el suministro del recurso hídrico. ¿Cómo protegerlos? ¿Qué hacer para evitar que los deterioren? (Lea Confirman que el Zika puede generar alteraciones de audición y lenguaje en niños colombianos)

La Región Administrativa y de Planeación Especial (Rape) tuvo una buena idea para resolver esas preguntas. Creó un programa que llamó “Guardapáramos”, con el que buscaba reclutar personas que se encargaran de cuidar estos ecosistemas. (Lea Donde más se deforesta en Colombia habría, en promedio, 46 mil especies desconocidas)

Tras hacer una convocatoria en la que participaron 500 aspirantes de Boyacá, Tolima, Cundinamarca, Meta y Bogotá que han realizado acciones en la defensa de estos territorios, la Rape seleccionó a 105. Luego los capacitó con Coaching ambiental intensivo, en liderazgo, innovación, empoderamiento, protección y cuidado de las fuentes hídricas.

Ese gran grupo llegará al centro del país este fin de semana. Se reunirán en Ibagué (Tolima), Santandercito (Cundinamarca) y Paipa (Boyacá) para recibir sus certificaciones y, posteriormente, ir a los territorios donde apoyarán iniciativas en defensa de los páramos.

"Las iniciativas se desarrollarán en los 15 complejos de páramo que comprenden la Región Central del país, donde se tomará como base el impacto positivo en las comunidades, el cuidado y la restauración de los páramos, la articulación hídrica regional, la protección de la biodiversidad, y las medidas para mitigar el cambio climático, entre otros", dice la Rape en un comunicado. 

“Sin páramos no hay agua, y sin agua no hay vida. Esta es una motivación suficiente para querer ser un guardapáramo y compartir lo aprendido con nuestras comunidades, y que así tomen conciencia del cuidado y protección que merecen nuestros recursos naturales”, dice Cristina Parra, una de las beneficiarias del programa.

“Con la capacitación estamos más que preparados para liderar y tomar medidas para protegerlos” afirmó, por su parte, Armando Castellanos, otro de los guardapáramos voluntarios.