México superó emergencia ambiental evidenciada en mala calidad del aire

Ahora deberán pasar a controlar los sectores emisores de precursores de ozono y partículas.

EFE

El Gobierno de México anunció una serie de acuerdos orientados a actualizar las normas en materia de combate a la contaminación, al tiempo que dio por concluida la fase de emergencia ambiental declarada el lunes para el Valle de México.

El secretario del Medio Ambiente, Rafael Pacchiano, se reunió con el jefe del Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, y con el gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, para evaluar el resultado de las medidas aplicadas en el marco de la fase 1 de contingencia ambiental.

Pacchiano indicó que se había acordado solicitar a la Comisión Ambiental de la Megalópolis formar un grupo de trabajo que en 15 días modifique el Programa de Contingencias Ambientales Atmosféricas con el fin de aumentar su efectividad.

Los integrantes del grupo deberán simplificar las reglas de aplicación del programa, especialmente en cuanto a la restricción de circulación vehicular, y disminuir los niveles de contaminación necesarios para activar la fase 1 empleando los valores que la Secretaría de Salud estime adecuados para la protección de la población.

Asimismo, deberán controlar los sectores emisores de precursores de ozono y partículas, incluyendo las fuentes ubicadas en las cuencas atmosféricas aledañas al Valle de México que influyen en su calidad del aire.

También tendrán la obligación de actualizar el Programa de Verificación Vehicular obligatoria expidiendo una norma emergente que garantice la operación efectiva de los convertidores catalíticos instalados en los automóviles, que exija la utilización de tecnologías de punta.

"Es de mencionar que este programa será extensivo a todas las entidades que tengan programa de verificación vehicular. El programa tomará en cuenta todos los vehículos, incluyendo transporte público y placas federales", dijo el ministro.

Finalmente, declaró que "dadas las condiciones actuales y gracias a las medidas emergentes que se tomaron", se suspende la contingencia ambiental declarada el lunes por la Comisión Ambiental de la Megalópolis.

"Estaremos muy pendientes de la calidad del aire de la zona metropolitana del Valle de México, y en caso que las concentraciones de contaminantes superen los niveles de 150 imecas (puntos del Índice Metropolitano de Calidad del Aire), tomaremos las medidas que tomamos esta semana con el objetivo de salvaguardar la salud de los habitantes", acotó.

La Comisión Ambiental de la Megalópolis, integrada por el Gobierno federal y los de las entidades federativas que integran la zona, activó el lunes una emergencia ambiental en el Valle de México tras registrarse condiciones del aire "extremadamente malas" en algunas zonas, una medida que no se tomaba desde 2002.

Previamente este jueves, Pacchiano estimó en una entrevista radial que "en dos meses o menos" estará lista la norma emergente de verificación vehicular, que incorporará "tecnología de punta" que "no es manipulable" como la utilizada en la actualidad.

Pacchiano señaló que los más importante de la nueva tecnología es que "no es manipulable", lo que impedirá que los autos sean autorizados para circular sin cumplir con la norma, como ocurre actualmente por la corrupción que impera en los centros de verificación de emisiones.

De acuerdo con las autoridades, los vehículos automotores que circulan en el Valle de México aportan más de 87 % de la emisión de óxidos de nitrógeno y 32 % de compuestos orgánicos volátiles, ambos precursores de ozono.

El presidente Enrique Peña Nieto pidió el miércoles crear a la mayor brevedad "nuevos estándares e instrumentos que permitan reducir, de manera sostenida, los índices de contaminación atmosférica".