Nueva York prohíbe las bolsas de plástico

Noticias destacadas de Medio Ambiente

Siguiendo las regulaciones de California y Oregón, ese estado es el tercero de EE.UU. en tomar esa medida. Los establecimientos que incumplan la ley podrán pagar multas hasta de US$ 500.

Ayer, domingo 1 de marzo, l estado de Nueva York se convirtió en el tercero de Estados Unidos en prohibir el uso de bolsas de plástico, una medida con la que pretende reducir drásticamente los desperdicios que produce la región y que afectan al medioambiente. (Lea Un modelo matemático para encontrar a los desaparecidos en los ríos de Colombia)

Nueva York se une así a California, que implementó una normativa similar en 2016, y Oregón, que hizo lo propio hace dos meses. 

Se estima que los neoyorquinos utilizan cerca de 23.000 millones de bolsas de plástico al año, pero esta nueva ley prohíbe a la mayoría de los negocios repartirlas entre sus clientes.

Además, los ciudadanos de Nueva York tendrán que pagar ahora cinco centavos por cada bolsa de papel que utilicen en supermercados y otros comercios, con lo que pretende que se cimente el uso de bolsas reutilizables.

Por esta razón, el alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, ha participado en los últimos días en acciones de entrega de estas bolsas reutilizables al público generalizado. “Solo hay una oportunidad para salvar el planeta”, aseguró hace unos días. “Reducir el uso de bolsas de plástico nos ayudará a crear una ciudad más sostenible”.

En total, el Departamento de Saneamiento de Nueva York ha repartido en los últimos dos meses unas 200.000 bolsas reutilizables gratuitas, un número que asciende a las 800.000 desde 2016.

Del cumplimiento de la nueva ley se encargará el Departamento de Conservación Medioambiental del Estado de Nueva York, que dará un primer aviso a los negocios que no estén acatando la normativa, para luego imponer una multa de US$250 d tras el segundo aviso, y otra de US$ 500 dólares a partir del tercero.

Sin embargo, varios tipos de bolsas de plástico están exentas de esta ley, entre ellas las que envuelven carne o pescado crudo, las que cubren alimentos en rodajas, las utilizadas en los negocios de limpieza en seco y en farmacias, o las usadas por restaurantes en la entrega de comida a domicilio.

También se seguirá vendiendo al consumidor las bolsas de plástico utilizadas en el hogar para los desperdicios. 

Comparte en redes: