Peligra supervivencia de pelícanos del Pacífico por mercurio

Expertos hallaron en las plumas de pelícanos de Isla Palma, en Bahía Málaga, altos niveles de mercurio.

 Expertos han advertido sobre el peligro de supervivencia de los pelicanos después de que en las plumas de estos animales de Isla Palma, en Bahía Málaga, se hallaran altos niveles de mercurio, lo cual se relaciona con el consumo, por parte de estas aves, de tres especies de peces que tienen el químico.

Así lo informó, el profesor Guillermo Duque durante su intervención en el IV Seminario “Las ciencias del mar en la Universidad Nacional de Colombia, una mirada desde los Andes”, donde socializó los estudios que se han hecho sobre mercurio en el Pacífico colombiano.

Las implicaciones, según el investigador, es que el metil mercurio afecta los sistemas nervioso, circulatorio y endocrino, de manera que puede reemplazar el calcio en los huevos de las aves y con estos altos niveles, al depositarlos y empollarlos, se pueden reventar, lo que generaría un problema de supervivencia en esa población.

Para la investigación presentada por el docente, primero se hicieron muestreos en las bahías de Buenaventura y Málaga, con el objeto de establecer la acumulación de mercurio en los peces de estas zonas. Según el profesor Duque, “aunque no se conoce la fuente principal del químico, es probable que se deba a que en Buenaventura desemboca el río Dagua y que []cerca a la frontera con el departamento del Chocó llega el río San Juan. “Es factible que lleven el químico en sus afluentes”.

En la identificación se encontraron 18 especies de peces que superan el límite de lo permisible en mercurio para la población vulnerable que vive en las zonas y come pescado todos los días. Asimismo, 10 especies están por encima de este tope, es decir que superan 0.5 microgramos por gramo de mercurio total, que es el máximo permitido sobre la población normal.

El académico señaló que también se analizaron sedimentos del ecosistema con niveles bajos del químico. Sin embargo, “el mercurio se biomagnifica, es decir, es una pirámide invertida, pues a medida que se hace disponible se acumula en los organismos en cada nivel trófico y propicia que los predadores tope tengan una mayor cantidad”.

Por lo tanto, el investigador destaca que en estos estudios es clave tener en cuenta a los organismos y no solo los sedimentos y el agua. “Por eso estamos reportando que hay mercurio en los peces y que algunos tienen unos niveles más altos que los permitidos para consumo humano”, subrayó.

En cuanto a los pelicanos, su única fuente de alimento son los peces, lo que los convierten en predadores tope y pueden acumular más mercurio que otras especies. Según el estudio, estas aves toman su alimento en un rango de 100 kilómetros y dentro de su dieta están las anchovetas, las sardinas y las lisas contaminadas con este químico en 0.39, 0.18 y 0.02 microgramos por gramo, respectivamente.

Para determinar los niveles de mercurio en las aves, se midió en las plumas y se encontró que tanto en pelicanos jóvenes como en adultos de Isla Palma, acumulan mercurio.

Se espera que con próximas investigaciones vislumbren más evidencias de éste químico en la especie