Prohíben la pesca comercial en el Océano Ártico Central

Nueve países firmaron un acuerdo que prohíbe la pesca comercial por 16 años en la parte central del Océano Ártico, el equivalente a unos 2.8 millones de kilómetros cuadrados.

El área que cubre el acuerdo alcanza los 2.8 millones de kilómetros cuadrados. US COAST GUARD

 

Canadá, Rusia, Estados Unidos, Islandia, Japón, Corea del Sur, Dinamarca, Groenlandia y la Unión Europea firmaron hoy un acuerdo vinculante que prohíbe la pesca comercial en alta mar. Parte del Océano Ártico Central, que cubre 2.8 millones de kilómetros cuadrados, o un área del tamaño del Mar Mediterráneo, durante al menos 16 años.

De acuerdo con Mongabay, como parte del acuerdo, las partes firmantes se han comprometido a un programa conjunto de investigación científica y monitoreo para obtener una mejor comprensión de los cambios en el ecosistema ártico y determinar el potencial de la región para la pesca comercial y sostenible en el futuro.

Con la cubierta de hielo derretido del Ártico, dejando el océano sin hielo por períodos más largos de tiempo, se están abriendo nuevas rutas de navegación, que allanan el camino para futuras actividades comerciales.

El acuerdo fue firmado tras varios años de negociación el tres de octubre, en Ilulisat (Groenlandia).

Aunque no se realiza pesca comercial en esa parte del Océano Ártico, el aumento de las temperaturas y el derretimiento del hielo podrían hacer que esto sea una posibilidad pronto. De acuerdo con Mongabay, el acuerdo prohíbe la pesca comercial en la porción de alta mar del Océano Ártico Central, que cubre 2.8 millones de kilómetros cuadrados.

“La reducción de la capa de hielo está afectando los estilos de vida tradicionales de los pueblos indígenas del norte de Canadá, un hecho enfatizado por el Consejo Circumpolar Inuit durante la negociación de este Acuerdo. Los pueblos indígenas continuarán desempeñando un papel integral en la implementación de este Acuerdo y su conocimiento tradicional será una fuente importante de información que avanza”, dijo Jonathan Wilkinson, ministro de pesca del gobierno canadiense, en un comunicado.

"Es la primera vez que se establece un acuerdo de pesca para un área tan grande antes de que se haya iniciado la pesca. Esto es histórico. Entre otras cosas, es importante que se establezca un programa conjunto de investigación científica y monitoreo para asegurar una base científica sólida para la pesca sostenible", dijo Eva Kjer Hansen, ministra de pesquería de Dinamarca.