Suspenden trámite de licencia de fracking en Magdalena Medio

La ANLA decidió no continuar con el proceso de evaluación del trámite de licencia ambiental que adelantaba Ecopetrol para hacer fracking en el país.

En marzo de este año, la ANLA también suspendió los trámites de licencia ambiental de ConocoPhillips y Canacol Energy en el sur del Cesar para la extracción de yacimientos no convencionales a través de la fracturación hidráulica (fracking). Cristian Garavito / El Espectador

Mediante una comunciación dirigida a Felipe Bayón, presidente de Ecopetrol, la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales decidió suspender el trámite de licencia ambiental que adelantaba Ecopetrol para hacer fracking en Puerto Wilches y Barrancabermeja (Santander). 

Esto tras la decisión del Consejo de Estado de suspender los actos administrativos "por medio de los cuales el Gobierno Nacional fijó los criterios para la exploración y explotación de hidrocarburos en yacimientos no convencionales, a través del llamado fracking o estimulación hidráulica".. Según Rodrigo Suarez, director de la ANLA, no podrá continuar el proceso de evaluación radicado por Ecopetrol en 2018. 

La decisión de la ANLA obedece a la decisión del Consejo de Estado de suspender las normas que regulan el fracking, en noviembre del año pasado. En ese momento, el magistrado Ramiro Pazos Guerrero decidió aplicar el "principio de precaución" tras una advertencia de la Contraloría en 2012, en donde la entidad señalaba que el aumento de sismicidad, la contaminación hídrica, entre otras consecuencias, podían ser potencialmente provocadas por el fracking, "con mayor razón si la técnica se desarrollaba en zonas de áreas protegidas y ecosistemas estratégicos, como los páramos. Igualmente, advirtió que el contexto colombiano imponía unas exigencias particulares que debían analizarse con sumo cuidado (...) son numerosos los estudios que prevén que el uso de esta tecnología puede tener un impacto negativo en la preservación del medio ambiente y en la salud humana y, por lo mismo, varios países han decretado su prohibición, condicionamiento o aplazamiento, hasta no cerciorarse sobre sus verdaderos efectos", dice la providencia. (Lea también: No hay luz verde para el fracking en Colombia)

En cuando a la decisión de la ANLA, la suspensión del trámite de licencia ambiental que adelantaba Ecopetrol se da hasta tanto "la regulación técnica vigente aplicable a los yacimientos no convencionales permita dar continuidad a la referida solicitud de evaluación de licenciamiento ambiental en el marco del principio de desarrollo sostenible". Es decir, hasta que una entidad como el Consejo de Estado levante la "moratoria judicial" y permita de nuevo el trámite de licencias. 

Esta nueva decisión de la ANLA se suma a la ya tomada en marzo de 2019 por la misma entidad, en donde ordena el archivo de los trámites de licenciamiento ambiental para dos proyectos de fracking solicitados por ConocoPhillips y Canacol Energy en el sur del Cesar. 

“Las comunidades del Magdalena Medio que en defensa del agua y de la vida nos estamos oponiendo al fracking, confiamos en que el Consejo de Estado mantendrá la suspensión provisional debido a los graves impactos que genera la implementación de esta técnica que vulnera la Constitución Política y como Alianza seguiremos respaldándolo en esa decisión, y exigimos a las autoridades y empresas que acaten las medidas judiciales“, indicó Dorys Stella Gutiérrez, Presidenta de CORDATEC e integrante de la Alianza Colombia Libre de Fracking.

De acuerdo con Ecopetrol, el trámite se encontraba en espera de iniciar el proceso de evaluación, por lo cual el pronunciamiento no representa un análisis de la autoridad sobre el contenido ni calidad del estudio ambiental. Este anuncio de la autoridad ambiental no representa una negación de la solicitud de licencia que realizó la empresa.

"Ecopetrol seguirá avanzando en la realización de actividades que fortalezcan y legitimen nuestro relacionamiento con comunidades y actores locales, que promuevan la participación y veeduría ciudadana, la transparencia en la información y en la identificación de beneficios derivados de la posibilidad de hacer unos proyectos pilotos de investigación integral, de acuerdo con las recomendaciones de la Comisión de Expertos en busca del crecimiento y el desarrollo sostenible del país".