Alcalde de Bucaramanga podría pagar tres días de arresto por desacato

Así lo determinó el Tribunal Administrativo de Santander luego de que el mandatario Luis Francisco Bohórquez así como dos de sus funcionarios, desacataran una orden de reubicación.

Cortesía Alcaldía de Bucaramanga/@alcaldiabmanga

Por desacatar una orden de reubicación a favor de más de 300 familias, el alcalde de Bucaramanga, Luis Francisco Bohórquez, tendrá que afrontar tres días de arresto o pagar una multa de $1’848.000.

Así lo determinó el Tribunal Administrativo de Santander, luego de que el mandatario desacatara un fallo del Juzgado Once Administrativo Oral de Bucaramanga, en el que se le ordenaba a la Administración reubicar a 366 familias que ocupaban un predio público en un plazo de tres meses.

Se trataba de centenares de familias en condición de vulnerabilidad, las cuales fueron desalojadas a la fuerza por uniformados del Escuadrón Móvil Antidisturbios de la Policía (Esmad) de un predio denominado ‘Antiguo club Chimitá’ en febrero pasado.

Al desacatar la orden de reubicación el alcalde y el secretario de Infraestructura de Bucaramanga, Clemente León Olaya, y el secretario del Interior, Rodrigo Garzón Martínez, les fue impuesta una multa de $1’848.000, conmutables con tres días de arresto.

De acuerdo con Marisela Díaz Torresilla, antigua residente afectada por el desalojo, la Alcaldía de Bucaramanga mintió al asegurar que las familias habían salido voluntariamente del terreno y señaló que la actuación de los tres funcionarios –quienes habrían incurrido en una conducta dolosa y gravísima por desacato– ya fue denunciada ante la Procuraduría General de la Nación.

Entretanto, el alcalde Luis Francisco Bohórquez manifestó que la decisión será evaluada en la Oficina Jurídica de la Alcaldía de cara a interponer algún tipo de recurso.