Arrancó identificación biométrica para menores de edad

La nueva tarjeta de identidad busca eliminar los 'niños fantasma' de los sistemas de salud y educación del país.

La iniciativa que tuvo un costo de 180 mil millones de pesos comenzará a expedirse desde hoy (martes) en los municipios que cuenten con más de 10 mil habitantes, pero paulatinamente llegará a todos los rincones del país.

Otra de las novedades de la tarjeta, además del cotejo automatizado de huellas dactilares, es que su expedición se extenderá a menores que tengan siete años en adelante; anteriormente sólo se entregaba a jóvenes entre los 14 y 17 años de edad.

Según la Registraduría Nacional del Estado Civil, las ventajas de este formato se verán cuando los menores de edad se acerquen a las instituciones educativas para realizar sus matrículas, cuando necesiten abrir una cuenta en un banco o solicitar un servicio médico o cuando requieran salir del país, entre muchos otros beneficios.

Con este cambio, Colombia se convierte en uno de los pocos países del mundo en identificar a sus menores de edad con un sistema de cotejo automatizado de huellas dactilares e información biográfica.

Los datos de los menores que expidan su tarjeta de identidad, empezarán a ser incluidos desde hoy en el sistema de Identificación Automatizada de Huellas Dactilares, (Afis, por sus siglas en inglés), que a la fecha, almacena más de 900 millones de huellas de todos los colombianos que desde 1952 han realizado algún trámite con su cédula, y los jóvenes mayores de 14 años que desde 2008 han renovado su tarjeta de identidad.

En el mediano plazo, alrededor de 6 millones de niños, niñas y adolescentes hasta los 17 años podrán ser plenamente identificados a partir del cotejo de sus huellas o parte de las mismas, porque los datos y la información biográfica de los niños y niñas se incorporarán al sistema automatizado de identificación biométrica para facilitar su individualización.