Santos se comprometió con la devolución de tierras a los desplazados

En Barrancabermeja se le entregaron 1.600 hectáreas a 400 familias.

Con la entrega de 1500 hectáreas a familias desplazadas por grupos paramilitares al mando de alias ‘Macaco’, el Gobierno Nacional presentó el viernes formalmente en un sector de la Comuna siete de Barrancabermeja (Santander), el programa integral de restitución de tierras, con la que se busca, en el curso de estos cuatro años, devolver por lo menos dos millones de hectáreas a centenares de familias que fueron despojadas de ellas por grupos armados ilegales.

El acto oficial  fue presidido por el primer mandatario, Juan Manuel Santos, el ministro de Agricultura y Desarrollo Rural, Juan Camilo Restrepo; El ministro de Interior y de Justicia, Germán Vargas Lleras y el Gobernador de Santander, Horacio Serpa, entre otros.

En la apertura del evento, el Jefe de Estado hizo entrega oficial Programa de Desarrollo y Paz del Magdalena Medio de una finca de 1500 hectáreas en los corregimientos de Monterrey y San Blas (Simití), que será trabajada por cerca de 400 familias de esos corregimientos.

El presidente señalo que el Gobierno trabajará para facilitar herramientas jurídicas a los campesinos para que se les restituya<n sus tierras sin tantas trabas jurídicas e institucionales. “Con esta iniciativa el Gobierno tendrá la facultad de usar predios productivos incautado”, manifestó {o el mandatario al anunciar que , entre otras cosas se reformará el Programa Agro Ingreso Seguro para priorizar sus recurso y que se crearán tribunales especiales para que se encarguen de tramitar los casos de tierras.

“Queridos campesinos, ustedes son los maquinistas de esa locomotora agraria que queremos echara a nadar. Juntos haremos del campo un jalonador del crecimiento económico y de la prosperidad democrática”, puntualizó Santos.

“Si la vida nos diera la oportunidad de volver a nacer naceríamos como campesinos colombianos nuevamente. Queremos restituir la tierra para poder cumplir el mandato de nuestros abuelos, quienes nos decían que pusiéramos los pies sobre la tierra”, manifestó uno de los campesinos beneficiados.

El ministro Restrepo señaló el acto es sólo el inicio de una política integral de tierras y que busca la restitución pronta de las tierras despojadas a Sangre y Fuego.
 
Señalo que la semana entrante se radicara un proyecto de ley que buscará establecer un procedimiento sencillo y rápido para que la carga de la prueba no recaiga sobre el campesino sino que sea el Estrado quien acuda a recolectar esas pruebas y que el campesino pueda acceder fácilmente a la restitución de los títulos que le fueron despojados.

La ley de tierras beneficiará a cerca de 450.000 familias desplazadas y el procedimiento que contendrá el mecanismo de ley prevé la realización de un inventario que, según Restrepo “permitirá ver cuál era el mapa catastral del país antes de los despojos para saber quiénes eran los legítimos propietarios o trabajadores de la tierra y ellos son los que van a ser objeto de ese procedimiento que les permitirá sin la carga de la prueba y con agilidad la restitución del título de propiedad”.

De igual forma anunció la creación de una jurisdicción de tierras especializadas, que será la encargada de adelantar los trámites de restitución, y que se crearán mecanismos compensatorios para quienes no quieran retornar a las tierras, que se dedicaran a usos de agricultura campesina.

En cuanto al debate que se ha generado en torno a la ley de víctimas y la ley de tierras, el ministro del Interior, Germán Vargas Lleras señaló que nunca se ha pensado en unificarlas, sino que “lo que se está{a discutiendo es si el capitulo del tema de restitución de tierras de desplazados debe hacer parte de la ley de víctimas o, por el contrario, integrarse a la ley de tierras.

 

últimas noticias