Debate por situación de DD.HH. de indígenas

El Tribunal Permanente de los Pueblos (TPP), encabezado por Adolfo Pérez Esquivel, Premio Nobel de la Paz de 1980, emitirá mañana su dictamen sobre la violación masiva a los derechos humanos de los indígenas en Colombia por parte de 43 multinacionales radicadas en este país.

El argentino Pérez Esquivel asumió la presidencia de una audiencia del TPP, que se realiza en Bogotá y que irá hasta el próximo miércoles.

El secretario general de la Fundación Lelio Basso, el italiano Gianni Tognoni, junto a Pérez Esquivel, explicaron que parte de los tres años de sesiones que ha requerido el caso colombiano, con la participación de 1.700 delegados de organizaciones representativas.

Entre las empresas encausadas se encuentran Nestlé (Suiza); Coca Cola, Chiquita Brands, Drummond y Monsanto (Estados Unidos); la Anglo Gold Ashanti (República de Suráfrica) ; British Petroleum (Reino Unido) ; y las españolas Repsol YPF, Unión Fenosa, Endesa, Canal de Isabel II, Aguas de Barcelona y Telefónica.

Sobre ellas pesan cargos como el desplazamiento forzado de comunidades, vínculos con paramilitares responsables de asesinatos y masacres de sindicalistas, contaminación ambiental, violación de las patentes y de la soberanía territorial y energética de Colombia.

Para el jurado del TPP, elegido entre cien notables de prestigio internacional, los Estados implicados son también responsables por consentir los abusos de las trasnacionales mediante omisiones y concesiones, "privilegiando el capital financiero sobre la vida de los pueblos".

"Muchas empresas actúan con el consentimiento del Gobierno y actúan con total y absoluta impunidad", dijo Esquivel, quien añadió que "los Estados deben tomar medidas urgentes sobre esto porque ahí están las vidas de los pueblos, pero no sólo por el daño que se hace a los pueblos, sino también por el daño a la biodiversidad".

El Nobel argentino desahució la entrada en vigor del Tratado de Libre Comercio entre Estados Unidos y Colombia al asegurar que el acuerdo "lleva a la muerte del pequeño y mediano productor rural", pues está comprobado que las multinacionales ocuparán su lugar.
Para Esquivel, los tratados de libre intercambio representan la nueva "recolonización de los pueblos latinoamericanos" y suponen una pérdida indiscutible de la soberanía económica y alimentaria, además de errar en su calificación puesto que "de libre comercio no tienen nada".

Otro de los asuntos que se denunciaron, cuando se conmemora el Día Mundial contra las Políticas Trasnacionales, fue la situación alimentaria, afectada en una parte por la voracidad de las grandes empresas y amenazado también por los nuevos cultivos extensivos de oleaginosas para producir "agrocombustibles" (sic), que sustituyen las plantaciones tradicionales y desplazan a la población.

El TPP convocó a embajadas y empresas para defenderse, pero de las 43 corporaciones sólo seis hicieron uso de la réplica, entre las que se encontraba la eléctrica española Unión Fenosa, quien ante las acusaciones de propiciar el desplazamiento de la población, contaminar e incitar la corrupción, aseguró acogerse a los estándares de buena conducta de "Global Compact".

Esquivel fue encarcelado durante la dictadura militar argentina en los años setenta y obtuvo el Premio Nobel de la Paz en 1980 por su lucha en favor de los derechos humanos y la promoción de los ideales de la no-violencia en América Latina.

El Tribunal Permanente de los Pueblos es un órgano de opinión influyente pero no vinculante, sucesor del "Tribunal Russell", creado por el matemático y filósofo americano para juzgar junto a intelectuales como Jean Paul Sartre los crímenes estadounidenses en la guerra de Vietnam.

Temas relacionados
últimas noticias

Epl quema vehículo en Tibú, Norte de Santander

21 ex pandilleros entregaron sus armas en Cali