Fuertes vientos azotaron a Sincelejo

Más de 100 residencias, además de múltiples locaciones, resultaron averiadas.

Sincelejo. Más de 100 residencias de 15 barrios de la ciudad averiadas y destechadas, al igual que escenarios deportivos, instituciones educativas y jardines infantiles, oficinas y locales comerciales, además de afectaciones en el fluido eléctrico y restricciones en algunas vías de la ciudad, es el saldo que deja un vendaval que durante 15 minutos azotó a los habitantes de la capital sucreña.

La lluvia, acompañada de fuertes vientos, se inició a las 4:00 de la mañana y sólo una hora después llegó la calma. Sin embargo, los capitalinos consideran que 15 minutos de los 60 que demoró la lluvia fueron los que ocasionaron los daños, puesto que los vientos fueron muy fuertes.

El sistema de alcantarillado también colapsó en algunos sectores de Sincelejo, especialmente en la zona sur, por lo que se presentaron inundaciones. Entre los barrios más afectados por la lluvia y los fuertes vientos están Las Américas, San Miguel, Calle Sucre, Cielo Azul, La Pajuela, Troncal de Occidente, Villa Mady, Sevilla, Vida, Ciudadela Universitaria, Mochila, Calle El Campo, Bitar y Calle Santander.

Éder Buelvas Cuello, gerente de Electricaribe en Sucre, informó que hubo más de 20 postes de energía derribados, algunos de ellos de alta tensión, por lo que aún hay sectores que no cuentan con el suministro de energía. "La caída de los postes dejó sin energía varios sectores porque dos circuitos quedaron por fuera", dijo Buelvas Cuello.

El director del Cuerpo de Bomberos, Daniel Esquivel y el coordinador de la Oficina de Prevención y Atención de Desastres de Sucre, José Nicolás Vega Lastre, realizaban el inventario d elos daños. Los voluntarios de los Bomberos y la Defensa Civil ayudaron a desbloquear las vías de acceso que se vieron afectadas con los árboles que se cayeron.

Entre las oficinas afectadas por falta de energía están la Fiscalía, los juzgados y la Contraloría Departamental. El alcalde Jesús Paternina Samur, dijo que si los fuertes vientos demoran más hubiesen acabado con la ciudad. Se comprometió a gestionar ante Prevención y Atención de Desastres del nivel central para ayudar a los damnificados.

Temas relacionados