Ciudadanos reciben a puños a equipo periodístico en Turbaco, Bolívar

La Fundación para la Libertad de Prensa lamentó que la ciudadanía se una a lista de agresores al periodismo.

Tras ser avisado por la fundación animalista Ángeles con Patas del envenenamiento de varios de los perros a su cargo, al parecer por parte de la comunidad vecina, el equipo periodístico de RCN Noticias en Cartagena se dirigió el pasado lunes al municipio de Turbaco, Bolívar.

Sin embargo, al llegar al barrio Plan Parejo de ese municipio e iniciar las entrevistas con los afectados, se encontraron con una comunidad molesta por su presencia en el lugar y que se armó con piedras para que se fueran.

Primero hubo discusión y reclamos de los vecinos, pero después, todo terminó en golpes y empujones entre una comunidad que atacaba y unos periodistas que se defendían y trataban de proteger los equipos. Todo quedó grabado en un video de un poco más de dos minutos. (Ver video al final de esta publicación)

“Nosotros atendimos el llamado de la directora de la fundación porque nos dijo que los vecinos la habían intentado linchar y que habían encontraron cinco perros muertos, al parecer, con carne envenenada. Entramos a la fundación y cuando íbamos a hacer la entrevista a una de las voluntarias, llegaron varias personas a patear el portón”, cuenta Rubén Salazar, corresponsal de RCN Noticias en Cartagena.

Según cuenta el periodista, los vecinos se quejaban por el olor que salía de la fundación por los perros que albergaban. “Les dijimos que esperaran a que termináramos la entrevista y luego hablaríamos con ellos”, dice.

Pero al salir del lugar, llegaron los empujones al camarógrafo Gerardo Solano y los puños entre los presentes. “Yo entro a defender al camarógrafo y me agarraron entre dos. Uno de los señores me pegó con una piedra en la cara. Nos tocó salir corriendo. Todo se calmó cuando el conductor de la camioneta sacó un palo”, señala Salazar.

Los periodistas instauraron la denuncia antes las autoridades de Policía, quienes no han identificado a los agresores y serán los abogados del canal los encargados de llevar el proceso.

La Fundación para la Libertad de Prensa (Flip) se pronunció sobre el hecho y pidió respeto por el trabajo de los periodistas y los medios de comunicación. “En un país donde la prensa ha sido objeto de agresiones por parte de actores armados, dentro y fuera de la ley, resulta desalentador que ahora se deba sumar a la ciudadanía en la lista de agresores al periodismo libre”, señaló la organización en un comunicado.

Temas relacionados