En Cartagena habían cercado un barrio por la visita del papa Francisco

Cientos de vallas de zinc fueron instaladas en el borde de la carretera que limita con el barrio Ceballos, por donde se movilizarán las personas para llegar a la misa del papa Francisco el domingo. El alcalde encargado de la ciudad ordenó el desmonte de las estructuras.

Tomado del Facebook de Jaime Manuel Salgado Reyes

Como indignante fue calificado en redes sociales el hecho de que se hubiera cerrado con vallas altas de zinc el barrio Ceballos, que colinda con la carretera por la que se desplazarán las personas que lelgarán hasta el muelle del Puerto de Cartagena, en donde se tiene prevista la misa del próximo domingo del papa Francisco. (Vea esl especial de la visita del papa Francisco a Colombia)

Según le contó a W Radio Martha Angulo, presidenta de la Junta de Acción Comunal de ese barrio, la acción fue realizada por el distrito de Cartagena “en compañía de Contecar, para tapar lo que no se puede hacer, la miseria y el abandono en el que se encuentra nuestra comunidad. Quieren taparnos como si tuviésemos una enfermedad o no fuésemos dignos de tener nuestros espacios libres. Nos quieren encerrar como si fuésemos animales”.

Luego de las fuertes críticas que generó esta acción, el alcalde encargado de Cartagena, Sergio Londoño, señaló que la instalación de dichas vallas no había sido autorizada por la administración local y envió una comisión, integrada por la Corporación Turismo Cartagena de Indias y los alcaldes locales, para verificar quién dado la orden para cerrar el barrio de Ceballos.

No obstante, en la página oficial de la Alcaldía Mayor de Cartagena, en Facebook, se publicó que el alcalde encargado se había desplazado hacia el lugar para “aplicar los correctivos necesarios para que la comunidad no se vea afectada por las medidas de seguridad impuestas por las autoridades del Vaticano y puedan realizar un cerramiento que les permita estar integrados al evento de forma segura”.


El alcalde encargado Sergio Londoño estuvo en el desmonte de las vallas este viernes. Foto: Alcaldía de Cartagena

Asimismo, según reseña el diario local El Universal, la instalación de las vallas continuó durante la tarde y la noche del jueves, a pasar de que Londoño había dado la orden de detener el montaje.

Otras versiones señalan que la instalación de vallas se debió a un desnivel en la carretera, que podría reperentar algún peligro para los ciudadanos que transitarán por el lugar. Sin embargo, también consideran que la inseguridad fue el verdadero motivo por el que las vallas fueron instaladas. 

Este viernes, la Alcaldía de Cartagena procedió con el desmontaje de las vallas y rejas metálicas que había sido instaladas a lo largo de la carretera y que tapaban la visibilidad hacia esta. Es decir, Francisco no hubiese podido ver las fachadas de las casas que bordean la carretera en uno de los barrios en que habitan miles de personas pobres de la ciudad.

Londoño aseguró que se utilizarán las vallas convencionales, como las que serán utilizadas en el centro histórico de la ciudad, la avenida Pedro de Heredia y el barrio San Francisco, en donde el papa Francisco cumplirá parte de su agenda durante su último día en Colombia.

Los "milagros" del papa ya se ven en Cartagena

Hay un chiste muy común en la Heroica cada vez que un notable personaje visita sus calles. En 2012, luego de que se realizara allá la VI Cumbre de las Américas, los cartageneros bromeaban diciendo que el mejor alcalde que había tenido la ciudad se llamaba Barack Obama.

Antes de su llegada, se destinaron millonarios recursos a pavimentar diferentes corredores viales, especialmente la avenida Santander, construida entre el mar Caribe y las murallas. (Lea: Los reproches al "maquillaje" de Cartagena para la firma de la paz)

Pues, hoy, ante la visita del papa Francisco, la comunidad del barrio San Francisco también empieza a sentir los “milagros” de tener el nombre del papa, y muchos líderes del barrio han denunciado los arreglos de senderos peatonales, andenes y canales como “maquillaje” y exigen soluciones contundentes. De hecho, las rápidas soluciones que se han tomado en ocasiones anteriores para mostrar la mejor cara de la ciudad a los visitantes ilustres han demostrado ser de mala calidad.

La avenida Santander, que había sido pavimentada a contrarreloj en marzo de 2012, antes de la Cumbre de las Américas, presentó nuevos huecos en la capa asfáltica dos meses después, según el diario El Universal.

*Nota del editor: el primer párrafo fue corregido, precisando que será una de las vías por las que se desplazará la gente para llegar a la misa del papa Francisco, quien llegará en helicóptero hasta el muelle de Contecar desde el barrio de Bocagrande.