Daniel Coronell habla del jet privado de Abelardo de la Espriella

El abogado le responde al periodista y asegura que sus cuentas las tienen claras las autoridades de Estados Unidos y Colombia. "Seguiré volando en mi avión, el que tanto atrae a Coronell", dice.

Foto: Revista Semana

Este domingo se registró un nuevo round de una vieja pelea entre el periodista, Daniel Coronell y el abogado, Abelardo de la Espriella. ¿La razón? En su más reciente columna, publicada en la Revista Semana, Coronell hace referencia al “jet privado” del reconocido abogado, quien, sin demora, le respondió al comunicador tildándolo de “chismoso”.

“El avión es un jet Dassault-Breguet Falcon 50 de tres turbinas. Tiene la matrícula estadounidense N963JN y está registrado a nombre de una compañía llamada Delaware Trust Co Trustee, en el estado del mismo nombre que opera con características de paraíso fiscal dentro de Estados Unidos”, escribe Coronell.

Lea también: Columna de Abelardo de la Espriella le costó su puesto en El Heraldo

En su columna, el periodista publica los destinos que más frecuenta el abogado. “Bogotá, Barranquilla y el sur de la Florida, ha volado a Caracas, Venezuela; a Bonaire, en las Antillas Holandesas; y a los paraísos fiscales de Nassau, en las Bahamas, y George Town, en Grand Cayman”.

Según Coronell, hace unas semanas le preguntó al abogado quién era el dueño del lujoso avión, a lo que éste respondió: “De un amigo socio y mío. No tengo que dar explicación sobre esas cosas”.

El columnista de la Revista Semana cuenta que De la Espriella le reveló que recientemente estuvo en Cuba en un viaje relámpago de turismo que solo duró un día.

Al parecer, el comunicador tiene información sobre esta visita del abogado a la isla. “Me aseguró que se trató de una visita exclusivamente turística de apenas un día y que no se reunió allá con nadie de interés. Tampoco me podía contar quiénes lo acompañaron en su viaje relámpago a la isla donde nació el castrochavismo que él tanto desprecia”.

Coronell también hice referencia a un reloj de oro que usa De la Espriella. El accesorio, según el periodista, supera los 84.000 dólares, unos $250.000.000

En su texto, Coronell habla de la forma como de la Espriella se convirtió en uno de los abogados más mediáticos del país. Dice que hay que remontarse al 2006 cuando los proponentes de la licitación para la ampliación del aeropuerto El Dorado tuvieron que revelar las firmas de abogados que los asesoraban y los honorarios que les pagaban.

“En esa licitación, al lado de los bufetes jurídicos más prestigiosos de Colombia, apareció una desconocida firma llamada Lawyers Enterprise, que el año anterior había tenido una utilidad apenas superior a un millón de pesos (…) El dueño de la firma resultó ser Abelardo de la Espriella, de 28 años de edad. El doctor De la Espriella no era conocido, en ese tiempo, por sus logros jurídicos. Su escasa fama estaba ligada al proceso de paz con los paramilitares y a una fundación que pedía prohibir la extradición y que el Estado le reconociera el mismo estatus a todos los actores armados”.

Y agrega: “Nadie se explicaba -y hoy sigue sin explicarse- cuál valioso servicio podía prestar el joven abogado para que los licitantes Nule le pagaran 800.000 dólares por una asesoría”.

“Como sea, la vida de billonario que se da el doctor Abelardo de la Espriella, parece ser más interesante que la que lleva en los estrados colombianos. O quizás no”, finaliza Coronell.

 

La respuesta de Abelardo de la Espriella

La respuesta de De la Espriella no demoró mucho. En su cuenta de Twitter, el abogado calificó al periodista de stalker, de chismoso digital. “Ahora sus investigaciones se basan en chismosear en las redes sociales. Bienvenida la nueva faceta del particular stalker”.

En sus trinos, el abogado dice que su firma de abogados es "una de las 10 firmas que más factura en Colombia. La Supersociedades, la Dian y demás entes nacionales, tienen toda la información". Y le lanza una pregunta al periodista.

Para De la Espriella, lo que Corenell publicó este domingo, tiene que ver con envidia y "sentimientos tan abyectos son normales en personas con vidas infelices por no aceptar lo que son en realidad".

El abogado advirtió que en su primera columna de 2018, revelará por qué Coronell publicó un texto "de venganza" en su contra. 

 

 

últimas noticias