‘Qué Dios perdone a los responsables’: madre de menores asesinados en Caquetá

Victoria Grimaldo, madre de los menores asesinados en Florencia, cuestionó a la Fiscalía por no atender las amenazas que derivaron en el homicidio de los niños.

Blu Radio

Tras la masacre de cuatro menores en zona rural de Florencia (Caquetá), Victoria Grimaldo –madre de los niños asesinados– rompió su silencio y aseguró que las autoridades no atendieron las frecuentes amenazas que recibían por parte de personas con quienes se disputaban tierras.

De acuerdo con la madre –quien este miércoles fue trasladada junto con su familia de un hotel en Florencia a una sede del CTI– la Fiscalía no atendió las amenazas que formuló la familia Vanegas durante los últimos tres años y que derivaron en el homicidio de cuatro de sus integrantes.

“Yo no tengo deudas pendientes con nadie, mis hijos y mi marido tampoco. ¿Cuál fue la venganza? Nosotros lo único que hemos sido es personas trabajadoras, honradas y humildes. Entonces yo lo único que pido es que consigan a quien lo hizo y le pregunten cuál fue el motivo. Qué Dios perdone a la persona que hizo semejante crimen”, sostuvo Victoria Grimaldo, en diálogo con Noticias Caracol.

La masacre de los menores se registró en una finca de la vereda El Cóndor, en zona rural de la Florencia, donde hombres armados dispararon en contra de cinco de los nueve hermanos de la familia.

Cuatro de los menores perdieron la vida, mientras que uno de 12 años, logró sobrevivir al ataque después de fingir que había fallecido y alertó a las autoridades.

En este contexto, la Policía Nacional ofreció una recompensa de hasta 70 millones de pesos por información que permita la captura y judicialización de los responsables.

Asimismo, informaron que de acuerdo con la línea de acción de atención a la infancia y la adolescencia, la institución dispuso una comisión liderada por la DIJIN, que viajó a la región para apoyar las investigaciones y ubicar al autor del crimen.