¿Discriminación laboral?

La Fundación Chao Racismo radicó encuestas para saber cuántos afrodescendientes hacen parte de la nómina de 17 bancos de la capital del Valle. De no recibir respuesta, se instaurarán tutelas contras estas organizaciones.

Según el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, aunque más del 55% de la población caleña es afrodescendiente no tiene aceso a cargos ejecutivos. /123rf

Ante las numerosas quejas que se han recibido de parte de las poblaciones afrocolombiana e indígena de que los bancos colombianos no las emplean en cargos de alto rango, como directores, subdirectores y administradores, la organización Chao Racismo emprendió acciones legales contra 17 entidades bancarias con sede en Cali, por excluir a estas comunidades.

Mediante un derecho de petición, Chao Racismo radicó encuestas en los bancos para conocer cuántos empleados negros e indígenas laboran en ellos.

Según el director de la fundación, Ray Charrupi, el derecho de petición fue presentado ante la Justicia Penal, Laboral y el Contencioso Administrativo, y si en 15 días no obtiene contestación, se instaurarán las respectivas tutelas contra los siguientes bancos: Colpatria, Caja Social, Davivienda S.A., BBVA, Bancolombia S.A., Banco Agrario, Citibank, Occidente S.A., Banco de Bogotá, Grupo Helm, GNB Sudameris, Banco Pichincha, Banco Coomeva, Corpobanca S.A., Banco Popular, Banco Falabella y Banco Finandina S.A. Estas acciones legales, que ya comenzaron en Cali, continuarán en 2014 en las sedes bancarias del resto del país.

“Hemos tenido muchas quejas contra los bancos por parte de profesionales afrodescendientes, como administradores, abogados y contadores. Formamos un grupo de 40 personas de diferentes profesiones y les preguntamos si habían visto a un negro trabajando en los bancos de Cali, en un cargo ejecutivo, y la repuesta fue que no. Los bancos tienen el deber de ser incluyentes, ya que los ciudadanos subsidiamos a estas entidades, al pagar el 4x100. Empezamos este trabajo legal por Cali, porque es una ciudad donde más del 55% de la población es afrodescendiente, según información del PNUD”, explicó el abogado Charrupi, quien además se pregunta cuáles son las “supercompetencias”, hábitos o habilidades que debe tener una persona para trabajar en el sector bancario.

El director de esta organización dijo que, siendo Cali la segunda ciudad con mayor población negra en Suramérica, luego de Salvador de Bahía, en Brasil, el sector bancario debe incluir a los afrodescendientes en altos cargos e informó que el único municipio donde sí lo hace es Buenaventura.

“Tenemos derecho a percibir una banca que se parezca a sus usuarios y esos somos negros, indígenas, discapacitados, etc. Si los bancos tienen prácticas excluyentes por acción o por omisión deberán asumir las consecuencias de los procesos legales que se emprenderán. Si, por el contrario, desean hacer conversión efectiva hacia empresas incluyentes que generen desarrollo social para todos, pueden contar con Chao Racismo para alcanzar tan necesarios propósitos”, puntualizó Charrupi.

La organización Chao Racismo fue creada en 2011 y el año pasado asumió su primer trabajo en defensa de los derechos de los afrodescendientes, al demandar al director y productor de la revista Hola de España por publicar una foto discriminatoria en su portada. “En realidad la denuncia que pusimos no ha prosperado. Primero, porque la Fiscalía desconoce la Ley 1482 de antirracismo y, segundo, porque la acción legal se tuvo que tramitar a través de consulados. Era una foto que denigraba a dos mujeres negras, donde la familia a la que servían no tuvo nada que ver con la imagen que salió en la revista”, aclaró el director de Chao Racismo.

 

Temas relacionados