El día que querían reconstruir judicialmente el holocausto del Palacio de Justicia

Hace 30 años intentaban esclarecer la verdad sobre los hechos ocurridos en noviembre de 1985.

Al acercarse el primer aniversario de la toma del Palacio de Justicia comenzaron a conocerse decisiones judiciales para tratar de esclarecer algunos episodios específicos de este cruento capítulo de la historia colombiana. En concreto la jueza 14 superior de Bogotá, María Patricia Carrizosa, dispuso reconstruir judicialmente la forma cómo se produjo la muerte y fueron hallados los cuerpos sin vida de él magistrado auxiliar Carlos Horacio Urán y del magistrado Manuel Gaona Cruz. (Vea el especial de los 30 años del holocausto)
 
Del mismo  modo, la orden judicial se extendió a buscar una minuciosa declaración del exinfante de marina Jorge Arturo Sarria Cobo, quien como particular y haciendo uso de armas de uso privativo de las Fuerzas Armadas, fue una de las primeras personas que encabezó la operación de recuperación militar del Palacio de Justicia. El requerimiento judicial añadió pesquisas para seguir ahondando en la suerte de varias personas desaparecidas desde el holocausto del 6 y 7 de noviembre de 1985. (Lea: Estas eran las noticias del 6 de octubre de 1986)
 
Entre otros interrogantes, la jueza Patricia Carrizosa dispuso seguir indagando el paradero de las guerrilleras Irma Franco y Clara Helena Enciso, así como la de 11 personas más de quienes se sabía que estaban en la cafetería del Palacio de Justicia. El administrador de la cafetería Carlos Rodríguez; la encargada de la caja, Cristina del Pilar Guarín; y algunos trabajadores o visitantes ocasionales como Héctor Beltrán, David Suspes,  Ana Rosa Castiblanco, Bernardo Beltrán, Gloria Anzola de Lanao, Gloria Stella Lizarazo, Lucy Amparo Oviedo, Luz Mary Portela y Norma Constanza Esguerra. (Lea un perfil de las víctimas)
 
 
últimas noticias

Así será el desfile del 20 de julio en Cali

La independencia ficticia

Por los caminos de la historia