“El Gobierno no entiende que estamos en paro”: voceros campesinos

Así lo dijeron representantes de organizaciones campesinas, luego de que este lunes se levantara, por segunda vez, la mesa de diálogo entre ellos y el Gobierno.

Campesinos protestando en el Catatumbo este lunes.Tomada de @marchapatriota

Los ánimos están caldeados por cuenta del paro campesino que ya cumple ocho días. Luego de que se levantara, por segunda vez, la mesa de diálogo entre los voceros del paro nacional y el Gobierno este lunes, representantes de organizaciones campesinas criticaron la posición que ha tomado el Gobierno, en cabeza del Ministerio de Interior, para instalar una mesa de diálogo.

Este martes, Huber Ballesteros, vocero de la Mesa Agropecuaria y Popular de Interlocución y Acuerdos (MIA); Olga Quintero, de la MIA Catatumbo, y Arnobis Zapata, de la Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina, realizaron una rueda de prensa en la que expusieron sus críticas a los incumplimientos del Gobierno Nacional en la implementación de los acuerdos de paz con las Farc.

(Lea aquí: Por segunda vez, se levanta mesa de diálogo entre voceros del paro nacional y Gobierno).

Ballesteros explicó que la protesta de los campesinos no es solo por el Programa Nacional de Sustitución de Cultivos de Uso Ilícito (PNIS), sino que también se debe al incumplimiento en los demás puntos del acuerdo.

Sobre la reforma rural integral, aseguró que el Gobierno ha expuesto a la CSIVI proyectos de ley para la reforma agraria, sin tener en cuenta al componente de las Farc en este organismo ni al movimiento agrario. En cuanto al tema de participación política, Ballesteros aseguró que los campesinos han sido “desoídos”. Sobre el punto de víctimas aseguró que aún no se ha instalado la Comisión Histórica de la Verdad y criticó las trabas con las que se ha encontrado el proyecto de ley estatutaria de la JEP en el Congreso.

(Le puede interesar: Más de 100.000 indígenas inician minga nacional).

Además, sobre las garantías que se debe dar a las comunidades, expuso como prueba de que esto no se ha cumplido la cifra de 128 asesinatos de líderes sociales en lo que va del año, “18 de ellos han estado trabajando en la promoción del PNIS”; también afirmó que no hay “acciones contundentes para desarticular el paramilitarismo”. Y en cuanto a la reincorporación de los desmovilizados de las Farc, aseveró que hay incumplimientos en cuanto a los proyectos productivos que quieren realizar en los territorios.

Olga Quintero, por su parte, aseguró que en el Catatumbo la situación se encuentra en un punto álgido, por la llegada de miembros del ESMAD este lunes al municipio de El Zulia, Norte de Santander, donde hay más de 700 campesinos concentrados. Con megáfonos, le han dicho “a la gente del pueblo que se resguarde muy bien o que se desplace del caserío, porque habrá fuertes confrontaciones”. También denunció que helicópteros están sobrevolando la zona y que hay “una alerta de que habrá capturas de los miembros de la MIA Catatumbo”.

(También: Paz y derechos humanos, entre las peticiones de la minga nacional).

A las declaraciones hechas por Quintero y Ballesteros, se sumaron las de Arnobis Zapata quien hizo un llamado “a nuestras bases para no seguir construyendo un programa de sustitución con la muerte de nuestros líderes”. También dijo que el único interés del Gobierno es “erradicar los cultivos de coca por órdenes de Estados Unidos”. También se refirió a los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial (PDET), de los que dijo que “están siendo mal ejecutados en los territorios, y por el incumplimiento del Gobierno debemos mirar cómo vamos a reorganizarlos”.

En cuanto al levantamiento de la mesa de diálogo, Ballesteros afirmó que “el Gobierno no entiende que estamos en un paro nacional”, y culpó al “desgobierno” y a la falta de una “política unificada” que se levantara la mesa por segunda vez. Afirmó que, a pesar de que en la mañana de este lunes estuvieron trabajando en los llamados lineamientos metodológicos para discutir el pliego presentado por las comunidades, en la tarde “el viceministro de Interior decide que no está para discutir la instalación de la mesa, sino para conservar de distintos tópicos, como si estuviéramos en una situación normal”.


Marcha Patriótica on Twitter

 

 

últimas noticias

Magic Garden, una bomba silenciosa