Formulan cargos a funcionaria de Cartagena por una “supervisión deficiente” al PAE

Noticias destacadas de Nacional

En un informe de auditoría realizado entre 2010 y 2014 se evidenció una supervisión deficiente en el proceso de suministro de alimentos del Plan de Alimentación Escolar (PAE) por parte de la funcionaria. La Oficina Asesora de Control Disciplinario del Distrito inició las investigaciones en 2017, pero hasta ahora se abre formalmente el proceso disciplinario.

La Oficina Asesora de Control Disciplinario del Distrito formuló cargos contra una funcionaria vinculada a la Secretaría de Educación de Cartagena por preguntas irregularidades con el Plan de Alimentación Escolar (PAE). Este proceso disciplinario se abre después de que la Procuraduría Provisional de Cartagena le remitió a esta dependencia el informe de una auditoría que realizó la Contraloría General de la República al Programa de Alimentación Escolar (PAE) del periodo 2014.

También le puede interesar: La eterna crisis del Plan de Alimentación Escolar en Colombia

María Victoria Olier, jefa de la Oficina Asesora de Control Disciplinario de la alcaldía de Cartagena, manifestó que en dicho informe se evidenció una presunta deficiencia en el ejercicio de las funciones por parte de la funcionaria de la Secretaría de Educación, “quien tenía en el momento de los hechos la responsabilidad de supervisar los contratos para el suministro de alimentos a los colegios públicos oficiales del Distrito”.

Olier explica que la Oficina Asesora de Control Disciplinario inició las investigaciones en 2017, pero hasta ahora se abre formalmente el proceso disciplinario. “Estos hechos se relacionan con hallazgos detectados dentro de la auditoría practicada por la Contraloría General de la República, Gerencia Departamental de Bolívar, en la actuación especial Política Pública de la Niñez, Adolescencia y Juventud 2010-2014″, detalla. Para ese momento, se evidenció un deficiente monitoreo al proceso de suministro de alimentos.

Presuntamente, la servidora pública incurrió en falta disciplinaria gravísima, a título de dolo, consagrada en el numeral 34 del artículo 48, de la Ley 734 del 2000.

También le puede interesar: Los compradores de carne de caballo para niños son los “duros” del PAE en Santander

Comparte en redes: