Fundación para la Libertad de Prensa alerta sobre posible censura en Hidroituango

La FLIP ha recibido denuncias sobre información que ha sido ocultada y trabajadores amenazados para que no hablen con la prensa. EPM afirma que no se ha dado ninguna instrucción en este sentido.

La Flip señala que se esconde información sobre el nivel del agua del río Cauca.Nelson Sierra - El Espectador

La Fundación para Libertad de Prensa (FLIP) advirtió, a través de un comunicado, que ha recibido distintas denuncias sobre posibles casos de censura sobre la información que las autoridades están dejando circular sobre el proyecto Hidroituago. Denuncias que “involucran a distintas entidades, entre las cuales se encuentran EMP, principal socio del proyecto y al Sistema de Alerta Temprana de Medellín y el Valle de Aburrá (SIATA)”.

En palabras de la FLIP, las “entidades estarían incumpliendo su deber de transparencia, el cual les exige publicar información oportuna, veraz y completa, en los términos más amplios posibles. Este deber se refuerza en circunstancias de emergencia, en las cuales el acceso a la información es esencial para la reducción de riesgos, para mantener al tanto a toda la ciudadanía y para permitir el escrutinio de las acciones de las autoridades. La FLIP ha tenido noticia de las siguientes denuncias”.

Puntualmente, esta es la información que están evadiendo dar las autoridades

Sobre el sensor que mide el nivel del agua del río Cauca

Según la Flip, desde el 20 de mayo de 2018 varios interesados han denunciado que la página oficial del SIATA dejó de mostrar la información del sensor 302, encargado de medir el nivel del río Cauca en Hidroituango.

Ante esto, la SIATA ha dicho  “[l]os sensores instalados por SIATA continúan funcionando, la información está siendo entregada al PMU (Puesto de Mando Unificado), para tener una adecuada e integral interpretación de la información. Se continuará informando a toda la ciudadanía en caso de ser necesario”. Horas después dijo que la información había sido desenlazada de su sitio web para evitar “interpretaciones aisladas que pueden ser erróneas”.

No obstante, dos días después la FLIP recibiò nuevas denuncias diciendo que se había deshabilitado del sensor.

Eliminación de documentos públicos de la página de EPM

“La FLIP también ha tenido conocimiento de denuncias de eliminación de documentos públicos relacionados con el proyecto de Hidroituango que antes estaban disponibles en la página web de EPM. Daniel Quintero, exViceministro de Economía Digital, fue una de las personas que se pronunció al respecto. Es preocupante que se estén ocultando documentos que puedan ayudar a entender y hacer escrutinio de las acciones de las entidades involucradas”, señala el comunicado.

Cuando la FLIP se comunicó con Maritza Alzate, Secretaria General de EPM, ella confirmó que son tres los documentos que han sido eliminados: “un documento que hace alusión a una escritura pública donde se menciona el mandato que la sociedad EPM Ituango le hizo a EPM, en virtud del cual le transfirió el contrato BOMT; un plan de contingencia que se tiene que entregar con la licencia ambiental y una presentación de una secuencia cronológica en la cual se explica cómo ha sido la evolución del proyecto desde el punto de vista societario”. La razón para que hayan sido bajados de la web, según Alzate, es que la “Ley de Transparencia no exige publicar esta clase de documentos, razón por la cual la entidad mantiene su discrecionalidad de subirlos o bajarlos”.

Amenazas a trabajadores de Hidroituango para que no den información a la prensa

Finlamente, la Flip también dice que los trabajadores de Hidroituango han recibido amenazas para que no entreguen información a los periodistas. Sin embargo, John Maya, Vicepresidente de Negocios de EPM, aclaró que en Hidroituango hay más de once mil trabajadores y que no todos son directamente contratados por EPM sino por sus contratistas o asesores. Según los funcionarios Maya y Alzate, desde EPM no se ha dado ninguna instrucción en este sentido.

 

Lea el comunicado completo de la FLIP acá.