Grupo de desplazados invadió predio en el municipio de Córdoba, Bolívar

Se trata de una medida liderada por un grupo de desplazados para llamar la atención del Gobierno de cara a acceder a una vivienda digna en su condición de víctimas de la violencia.

Tomada de eluniversal.com.co

Con el propósito de presionar a las autoridades locales para conseguir una vivienda digna y acceder a subsidios del Gobierno Nacional, un grupo de desplazados invadió un predio en el municipio de Córdoba, en el centro del departamento de Bolívar.

El hecho se presentó en el sector conocido como ‘La desmotadora de algodón’, donde familias campesinas que siete años atrás habían sido desplazadas del mismo municipio de Córdoba irrumpieron en la zona para llamar la atención del Estado.

De acuerdo con Candelaria Pérez, una de las mujeres desplazadas que participó en la toma, se trata de una medida extrema motivada por las condiciones de hacinamiento y extrema pobreza que padecen varias familias que recientemente decidieron retornar a la población.

“Nosotros y nuestras familias merecemos tener una vivienda digna, ya que nuestros derechos han sido vulnerados durante mucho tiempo. Tenemos muchos problemas familiares y limitaciones. En todo este tiempo no hemos recibido una sola ayuda humanitaria y también hemos presentado la documentación necesaria para acceder a las ayudas para las casa y tampoco hemos salido favorecidos”, manifestó la mujer en diálogo con el diario El Universal.

Pérez indicó que en el terreno se asentarán pescadores, madres cabeza de hogar y campesinos víctimas de la violencia quienes comenzarán a construir sus viviendas, teniendo en cuenta que actualmente viven en cercanías al sector de Caño Constanza, lo que les ha provocado problemas graves de salud.

“Ese es un predio que se encuentra en alto riesgo. Allí se presentan deslizamientos de tierras, existen botaderos de basura a cielo abierto y emanan malos olores que nos afectan diariamente. Los niños son los más perjudicados”, expresó Eduardo Noguera, otro de los afectados.

En este contexto, Carlos José Villamil Becerra, alcalde de Córdoba, manifestó que la situación de los desplazados en la población es problemática, por lo que aseguró que se adelanta un censo para determinar la cantidad de familias afectadas de cara a formular un proyecto para la construcción de viviendas dignas.