Habitantes de corregimiento en Morales, Bolívar, están sitiados por explosivos