Mamá finge el secuestro de su hija para extorsionar a su familia

La señora denunció el secuestro de su hija de siete años al Gaula de la Policía, pero las autoridades descubrieron que había dejado a la menor en la casa de una amiga en Guamal, Meta.

La mujer denunció al Gaula de la Policía el secuestro de su hija de siete años en Granada, Meta. Las autoridades aseguran que la señora recogió del colegio a la menor el pasado 26 de abril, cogió un bus intermunicipal, la llevó a un hotel y luego a la casa de una amiga en Guamal. Allí le pidió que cuidara a la niña por unos días.

El Gaula de la Policía también asegura que cuando la mujer regresó a Granada “le pidió a sus familiares 10 millones de pesos, que fue lo que le exigieron los delincuentes para devolverla”, detalló el general Fernando Murillo, director del Gaula de la Policía. 

Según Noticias Caracol, un tío de la menor se ofreció para prestarle el dinero. De inmediato la señora viajó a Guamal, sin saber que las autoridades la estaban siguiendo. La Policía vió cómo sacaba a la niña de la casa de su amiga, ahí la interceptaron y la capturaron, además aseguran que la mujer no dio explicaciones en el momento. 

“Cuando hacemos el operativo, oh sorpresa que era la niña secuestrada, que en ningún momento realmente se presentó el hecho delictivo, esta mujer lo que hizo fue extorsionar a su propia familia", explicó el general Murillo.

El mismo medio afirma que la mujer fue llevada a un juez de control de garantías que la dejó en libertad, pues consideró que no se trataba de un secuestro. Sin embargo, continúa la investigación por parte del Gaula y la Fiscalía para determinar la responsabilidad de la madre en este caso.

La niña se encuentra bajo la custodia del Bienestar Familiar mientras se resuelve la situación judicial de su mamá o hasta que un familiar asuma su cuidado.