Metrolínea de Bucaramanga, en riesgo de colapso

Metrocinco Plus adeuda cerca de 71.000 millones de pesos a entidades bancarias, por lo que ha pedido una reingeniería del sistema Metrolínea, alegando que el modelo actual no es viable.

www.metrolinea.gov.co

Desde este lunes, el Sistema Integrado de Transporte Masivo de Bucaramanga, Metrolínea, activó un plan de contingencia con el ánimo de evitar perturbaciones en el servicio, luego de que el 60 % de la flota con la que cuenta el sistema saliera de circulación.

La medida fue adoptada luego de que la operadora Metrocinco Plus, propietaria de cerca del 60 % de la flota, se viera obligada a guardar los buses porque no contaban con los recursos para adquirir combustible.

En diálogo con el diario Vanguardia Liberal, la gerente de Metrolínea, Laura Cristina Gómez, manifestó que el operario Metrocinco Plus, contratista del Metrolínea, se encuentra en estado de liquidez.

“Es importante que los usuarios tengan en cuenta que Metrolínea lamenta el estado de iliquidez por el que está pasando hoy Metrocinco Plus, uno de nuestros contratistas de operación, pues presenta una condición de ausencia de recursos para poder suministrar el combustible a la flota y así garantizar la operación al Sistema y cumplirle a los 154 mil usuarios que actualmente se movilizan”, precisó la funcionaria.

Aunque el sistema activó cerca de 30 rutas convencionales para hacerle frente a la crisis, los bumangueses se vieron obligados a adoptar medios alternativos de transporte como taxis o carros piratas, ya que el Metrolínea se encuentra funcionando con el 40 % de su flota.