Paralizados diálogos entre gobierno y campesinos

Ministerio del Interior dice que comunidades han incumplido los acuerdos. Campesinos insisten en que es necesario que existan garantías de seguridad para quienes protestan.

Estancadas permanecen a esta hora las conversaciones entre el gobierno nacional y los líderes del paro agrario por cuenta de falta de acuerdos en temas de seguridad y bloqueo de vías.

Según señaló el ministro del Interior, Juan Fernando Cristo, las comunidades campesinas e indígenas han incumplido lo acordado para avanzar en los diálogos y acabar con los bloqueos a seis días de iniciada la movilización.

“Lamentamos que no se haya podido avanzar y más aún que persistan en las vías de hecho, esto afecta los derechos fundamentales de los ciudadanos, por lo que insistimos en un desbloqueo humanitario", reiteró el Cristo al señalar que los participantes en la protesta se niegan a mantener un corredor humanitario para el paso de víveres, gasolina y medicinas a Popayán.

El ministro sostuvo además que las comunidades no quisieron instalar la Mesa Única Nacional de Cumbre Agraria en Cali el pasado fin de semana y tampoco acudieron a la reunión extraordinaria que se esperaba llevar a cabo este martes en Bogotá.

Sin embargo, Jimmy Moreno, vocero del Congreso de los Pueblos, aseguró que los líderes campesinos invitaron al gobierno a entablar el diálogo en Santander de Quilichao (Cauca) y que la respuesta fue negativa.

“La situación es muy compleja para poder tomar decisiones. El gobierno está enviando mensajes ambiguos, tiene un discurso muy hostil. Además hay un despliegue fuerte de Fuerza Pública acá en el Cauca, el Ejército y el Esmad están empezando a rodear los puntos de concentración. Es crítico porque no hemos podido avanzar, estamos esperando un gesto de buena voluntad”, explicó Moreno.

De hecho la Cumbre Agraria emitió un comunicado en el que alertaba un posible desalojo violento por parte de la Fuerza Pública en los puntos de concentración de la minga. “Denunciamos la actitud represiva y guerrerista del presidente Juan Manuel Santos cuando afirma que no le temblará la mano para despejar las vías, ello implica el uso de la fuerza desmedida y abusiva de la Fuerza Pública y alertamos las consecuencias que ello puede tener para la vida e integridad física de quienes estamos exigiendo al gobierno nacional diálogo y atención a nuestras justas reivindicaciones sociales”, indica el texto en el que, además, la Cumbre rechaza los señalamientos hechos por el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, en el sentido de que las movilizaciones están infiltradas por miembros de la guerrilla del Eln.