Plataforma de ONG pide a la UE verificar asesinato de campesinos en Tumaco

La Oficina Internacional de los Derechos Humanos - Acción Colombia (Oidhaco), que aglutina a más de 30 ONG europeas y colombianas, instó hoy a la Unión Europea (UE) y al Gobierno de Colombia a verificar e investigar la masacre de campesinos en la región de Tumaco del día 5.

Durante los hechos murieron siete campesinos de Tumaco. El Espectador

La plataforma de organizaciones pidió en un comunicado a la UE y en particular a su delegación en Bogotá, así como a sus Estados miembros, que "verifique" los hechos a través de una visita sobre el terreno y por medio de otros medios de consulta y verificación. (Lea: Tumaco a la espera de justicia tras ataque de la Policía)

Oidhaco solicitó a las autoridades europeas "pronunciarse públicamente ante estos graves hechos", la matanza de seis campesinos cocaleros que protestaban en un remoto punto llamado Tandil contra la erradicación de las matas de coca.

Este hecho fue inicialmente atribuido por las autoridades a una de las disidencias de las Farc, pero las primeras investigaciones y denuncias de los lugareños apuntan sin embargo a miembros de la Policía como posibles autores de la matanza. (Lea: Fiscalía, Procuraduría y ONU se pronuncian por situación en Tumaco)

Igualmente, Oidhaco pidió a la UE "promover una adecuada respuesta" por parte de las autoridades colombianas y darle seguimiento.

Las ONG instaron al Gobierno colombiano, por otra parte, a investigar lo ocurrido "con debida diligencia", así como llevar a juicio a los responsables e imponer las sanciones penales y disciplinarias pertinentes.

También a implementar "con celeridad" y cumplir íntegramente el acuerdo de paz alcanzado con las Farc, en particular aprobar y aplicar "cuanto antes" la propuesta de Ley de garantías de participación ciudadana que otorga protección para la protesta social.

De la misma manera, las ONG pidieron a las autoridades colombianas un protocolo de actuación de la Fuerza Pública en las protestas sociales que incluya "la total prohibición del uso de armas de fuego contra la población civil en el marco de las protestas".

Ante estos disturbios, el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, y el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, ordenaron este martes el cambio de 102 de los miembros de esa institución acantonados en Tumaco, el municipio de Colombia con mayor cantidad de hectáreas sembradas de coca.

 

Aumenta cifra de víctimas mortales

 

El saldo de muertos tras la protesta de campesinos cocaleros contra la erradicación de cultivos ilícitos aumentó a siete este jueves, anunciaron las autoridades.

"Falleció una persona más de los heridos que estaban en la ciudad de Pasto y eso incrementa a siete los muertos", dijo a los medios Julio César Rivera, alcalde de Tumaco.

La Defensoría del Pueblo advirtió el domingo sobre la presunta responsabilidad de la policía en un hecho que el gobierno y la fuerza pública han adjudicado a disidencias de las Farc que se apartaron del proceso de paz.

Las autoridades investigan versiones de la existencia de otro cadáver "a partir de información de la comunidad, sin embargo no ha sido posible esa identificación y ese hallazgo", dijo el miércoles el vicepresidente Óscar Naranjo, que trasladó su despacho a Tumaco este semana. 

"Persistiremos en esa búsqueda", agregó.

El gobierno ordenó el martes el relevo de 102 policías de Tumaco a otras zonas del país, que se suman a los cuatro uniformados de la policía antinarcóticos que ya habían sido suspendidos por presuntamente haber disparado durante los incidentes. 

Tumaco, en el departamento de Nariño, es el municipio con más cultivos de coca en el país y sufre el azote de grupos armados que se disputan los corredores del tráfico de droga a Estados Unidos, con escala en Centroamérica.  (En contexto: Tumaco, el municipio más afectado por cultivos de coca en el país)