Polémica por juez que concede casa por cárcel a violador de niños en Barranquilla

Bayron Palacio Fernández, conocido como el “Monstruo de La Sierrita”, fue condenado por el delito de acceso carnal violento a menores de edad.

Bayron Palacio Fernández, conocido como el “Monstruo de La Sierrita”. / Foto Noticias Caracol

Habitantes del sur de Barranquilla manifestaron su preocupación ante la decisión de una juez de Sincelejo que le otorgó casa por cárcel a Bayron Palacio Fernández, un hombre de 49 años que es acusado de violar a menores de edad. (Vea: El "Monstruo de la Sierrita" sale de la cárcel).

La decisión de dar casa por cárcel a Fernández, quien es conocido por la comunidad como el “Monstruo de La Sierrita”, se debe a que su abogado alegó que sufría de tuberculosis. Según conoció el diario El Heraldo, el fallo dispuso que “es procedente conceder la sustitución de la ejecución de la pena en su residencia, en (...), barrio Cordialidad, donde podrá gozar de la atención y el cuidado familiar que requiere”.

Sin embargo, la comunidad donde llegó el “monstruo de la Sierrita” aseguraron a Noticias Caracol que él se ve en buen estado de salud, asimismo dijeron que sienten temor por lo que pueda hacer este hombre. Por su parte, el diario El Heraldo pudo confirmar que este hombre nunca ha vivido en la dirección que presentó para cumplir su pena.

Patricio García psiquitara, dijo a Noticias Caracol que “las conductas adictivas, como el abuso sexual se repiten incansablemente hasta que la persona muere o hasta que la persona es puesta en caución por tiempo prolongado”. 

Bayron Palacio Fernández tiene cinco acusaciones, de las que se han proferido cuatro condenas, pero este hombre ni siquiera ha terminado de pagar la primera condena, que es de quince años y seis meses.

Los abusos cometidos por este hombre ocurrieron en 2007 y 2008, así lo confirmó los análisis forenses de las víctimas. Los hechos ocurrieron en los barrios Las Malvinas, El Bosque y La Sierrita, de ahí proviene su alias.

Según informó Caracol Radio, Fernández dijo en 2008, año en el que lo capturaron, al investigador que estaba tras su rastro que le “daba pánico salir a las calles de Barranquilla nuevamente porque sentía que iba a volver a cometer esos delitos”.

Por ahora, tanto la comunidad como las autoridades piden que se revise el fallo para que Bayron Palacio Fernández, quien permanece con un brazalete electrónico, vuelva a un centro penitenciario para que pague por el delito de acceso carnal violento, además de considerarlo como un peligro para la sociedad y temen que vuelva a incurrir en ese delito.

Temas relacionados