¿Por qué la Farc no reconoce como disidentes a las seis personas asesinadas en El Charco, Nariño?

Autoridades investigan un supuesto enfrentamiento entre excombatientes de la guerrilla y las bacrim de la zona.

Foto: AFP

El pasado 15 de octubre en San José de Tapaje (El Charco, Nariño), fueron asesinadas seis personas. Según las autoridades, se investiga si los hombres fallecieron tras un supuesto enfrentamiento entre una disidencia de las Farc y una banda criminal que se disputa el control del narcotráfico en la zona.

Sin embargo, este miércoles las Farc emitieron un comunicado en el que advierten que los hombres dados de baja, no son disidentes del antiguo grupo guerrillero. 

"Dejamos claro que a estas bandas no se les puede llamar “disidencias”, como alegremente pretenden denominarlos los medios tradicionales de comunicación. Si fuese así estarían planteando una lucha ideológica y de cambio social equivocada o no, pero lo que hacen es arremeter con violencia desenfrenada, no contra un estado o gobierno, sino literalmente contra sus propios hermanos de raza y de sangre, buscando alcanzar poder local para obtener beneficios económicos particulares".

Lea también: Seis muertos dejaron presuntos enfrentamientos entre disidentes de las Farc y bacrim

Tras el asesinato de los excombatientes de las Farc, el nuevo partido político plantea preguntas. "¿Quién o quiénes, en las instancias del poder del Estado y del gobierno, están detrás de semejantes acciones? ¿Quién está interesado en azuzar y permitir la eliminación física de las personas que somos portadoras de una larga y digna tradición de lucha popular?".

Van más allá. "¿Acaso no es la mejor coartada utilizar a estas bandas para que realicen actos de canibalismo social y político que solo favorece a los poderosos de siempre? O de qué otra manera se explica que no se realicen acciones contundentes contra semejantes manifestaciones, cuando todo el mundo sabe quiénes son los integrantes y por dónde se pasean".

Además: Las condiciones de la disidencia de las Farc para liberar a funcionario de ONU

Según las Farc, la alerta de que esto se estaba fraguando, "a elevamos ante la composición tripartita del mecanismo de monitoreo y verificación – donde tenía asiento representación del gobierno – desde el mismo momento en que se detectó cuando transcurrían los días de la ZVTN. Pero no pasó nada, y ahí están las consecuencias".

Hombres asesinados:

- José Miller Estupiñan Toloza (Alexis Estupiñan)

- Carlos Sinisterra (Kevin González)??

- Edinson Martínez Ordoñez (Carlos “Pescadito” Perea)

- Duber Alberto Obando Vallecilla (Junior Velasquez)

- José Alfredo García Estupiñan (Bruno Suarez)

- Y Johan (No se logró determinar su nombre completo)

El confuso incidente se produjo el viernes pasado en un cerro conocido como San José, de la localidad de El Charco, departamento de Nariño si bien llegar hasta la zona implica navegar ríos y caminar durante horas desde la cabecera municipal, por lo que hasta ahora no han podido llegar las autoridades hasta ese punto.

Aparentemente, el enfrentamiento se produjo por el control del negocio del narcotráfico en una zona de la costa del Pacífico en la que abundan los sembrados de coca y donde hay numerosas rutas para sacar la droga de Colombia.

Esas rutas las usan las bandas criminales para sacar la cocaína en embarcaciones por el Pacífico, donde está ubicada la costera localidad de El Charco, y llevarla hasta Centroamérica y Estados Unidos.

Hasta el momento ninguna autoridad nacional se ha manifestado sobre la muerte de estas personas.

En Nariño, donde está ubicado El Charco, también está Tumaco, donde fueron asesinados el pasado 5 de octubre al menos siete campesinos cocaleros en otro confuso ataque que en un principio fue atribuido a las disidencias de las Farc, pero sobre el que el Gobierno ha abierto una investigación por las acusaciones de los lugareños contra la Policía.

También en Tumaco, fue asesinado el líder comunitario José Jair Cortés, uno de los miembros del Consejo Comunitario del Territorio de Alto Mira y Frontera.

Según denunció la Corporación Colectivo de Abogados José Alvear Restrepo, Cortés "tenía amenazas, situación que fue puesta en conocimiento por parte del Consejo Comunitario hace 20 días aproximadamente ante las autoridades competentes".

Tumaco es el municipio colombiano con más hectáreas de coca sembradas y foco permanente de conflictos territoriales entre guerrillas, narcotraficantes y otras organizaciones criminales.