Con proyectos audiovisuales, Comuna 13 de Medellín narra cómo ha sobrevivido al conflicto

La Escuela Audiovisual Full Producciones es una de las cinco iniciativas constructoras de paz ganadoras de RecOn 2016. Este martes participará en el foro “Movilizadores de paz”, liderado por El Espectador.

/ Archivo - El Espectador

En el 2006 en la Comuna 13, de Medellín, se creó la Escuela Audiovisual Full Producciones. Según Luis Fernando Avendaño Carmona, uno de los creadores del proyecto, se hizo para que los jóvenes de San Javier se vincularan a medios comunitarios y no a grupos armados, y así contaran sus experiencias vividas en el conflicto y que se enamoraran de la imagen.

Full Producciones apareció cuando los distintos grupos paramilitares que existían en Medellín (como el Bloque Cacique Nutibara y el Bloque Metro) ya habían desaparecido, o se habían desmovilizado amparados por la ley de Justicia y Paz, pero estaban siendo reemplazados por combos y bandas que luchaban por el control que antes ejercía las AUC en los barrios.

Sus fundadores, cuenta Avendaño, venían de distintos medios comunitarios y buscaban replicar el papel que estos tuvieron en los años 80 y 90 en Medellín: contrarrestar la violencia. La Escuela se dividió en tres semilleros para enseñar técnicas audiovisuales: Fulleritos, para niños entre los 7 y los 12 años; Full Revolution, dirigido a jóvenes entre los 12 y los 18 años, y uno para desmovilizados de las AUC.

Avendaño dice que para comenzar construyeron una propuesta académica para que con Full Producciones “se formen mejores personas a través del cine”. Así han logrado enfrentar las dificultades del contexto, sobre todo, las de los participantes del semillero Full Revolution, quienes, por ser adolescentes, tienen mayores riesgos de ser reclutados por los combos.

Esa y la idea de Avendaño de que “el cine es una herramienta valiosísima para hacer memoria” han definido el trabajo de la Escuela. Tal es la razón por la que participaron en “Colombia, territorio libre de drogas”, de la oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito en Colombia (UNODC); en la campaña “Mambrú no va a la guerra”, de la Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR); y en las jornadas complementarias en colegios.

La propuesta que nació en San Javier ya ha llegado a más partes. En el 2009 estuvieron en República Dominicana para conocer sobre el uso de centros tecnológicos comunitarios. También han estado en los festivales Ojo al Sancocho (Bogotá), Visiones Periféricas (Río de Janeiro, Brasil) y el Encuentro Internacional de Cine Comunitario en Buenos Aires, Argentina.

En 2013 empezaron a trabajar con uno de los equipos que participó en el proyecto Imaginando Nuestra Imagen, del Ministerio de Cultura. Gracias a esto y al recorrido que han hecho durante estos 10 años, se dieron cuenta, asegura Avendaño, de que la Escuela necesita un modelo pedagógico que fuera guía para alumnos y profesores.

Para lograrlo se presentaron a “RecOn, paz en movimiento”. Con el capital semilla que daba el premio, querían crear “un portal Web donde los chicos interactúen y conversen sobre la paz, así mismo, hacer realidad el diseño y publicación de los módulos y guías audiovisuales de la escuela para que estudiantes y maestros construyan la cátedra de la paz.

Después de un proceso de 10 años, la Escuela Audiovisual Full Producciones fue reconocida como una iniciativa constructora de paz y ganó en la categoría de educación del concurso hecho por RecOn.

Avendaño asegura que ganar este premio fue sentir que “lo que estamos haciendo no es en vano, que nuestra labor tiene una connotación nacional y que la podemos seguir trabajando para que sea una apuesta para la paz del país”.

El foro "Movilizadores de paz" de RecOn

Este martes, los cinco ganadores de la convocatoria de “RecOn, paz en movimiento” estarán en el foro “Movilizadores de paz”, en el Gimnasio Moderno de Bogotá desde las 7:30am. El evento es organizado por la Federación Nacional de Personerías (Fenalper) y la Fundación Buen Gobierno, con el apoyo de la Embajada de Suecia, El Espectador, Gimnasio Moderno, Grupo Éxito y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (Pnud).

La convocatoria que seleccionó a los cinco ganadores empezó con las inscripciones de más de 400 propuestas que se presentaron en cinco categorías: prácticas culturales, artísticas y deportivas, educación, emprendimiento y generación de empleo, medio ambiente, y tecnología y comunicación. Cada iniciativa fue evaluada con cuatro criterios: sostenibilidad, impacto social, replicabilidad y creatividad.

Luego se seleccionaron 25 propuestas para que fueran votadas en la página web de RecOn. De esas, las 15 más votadas volvieron a ser evaluadas por un jurado que seleccionó a las ganadoras.

Además de Full Producciones, ganaron: Niñas sin miedo, que busca empoderar a niñas y mujeres víctimas de violencia sexual con la bicicleta; Discapacitados con Fe y Amor al Deporte (Disfad), donde excombatientes usan el deporte para borrar “las barreras de la discapacidad y de la guerra”; la aplicación Comproagro, para que las personas le compren productos agrícolas al campesino directamente, y La calle es nuestra, de Aguablanca, Cali, para que los niños se tomen los espacios públicos.

En el foro también estarán “Los Herederos”, tres jóvenes que mediante la música han explicado los acuerdos alcanzados en La Habana. Esta fue una de las propuestas ganadoras del 2015. Además de la muestra de las iniciativas, en el foro se hará la presentación de una red social para las iniciativas de paz: Red RecOn.

Temas relacionados