“Están envenenando con agua contaminada a los barranqueños”: Claudia López

La senadora denunció ante Procuraduría la autorización, creación y funcionamiento del relleno sanitario Yerbabuena a orillas de la Ciénaga de San Silvestre y solicitó investigar a la Alcaldía y a la Corporación Autónoma Regional de Santander.

Por promover y permitir el funcionamiento de un relleno sanitario a orillas de la Ciénaga de San Silvestre, área protegida en virtud de patrimonio ambiental, este viernes en Barrancabermeja la senadora Claudia López denunció la contaminación que está viviendo el agua de la ciudad y las irregularidades que hubo en el otorgamiento de la licencia ambiental de dicho basurero, propiedad de la empresa de recolección Rediba. (Lea: "Licencias ambientales de rellenos sanitarios fueron ilegales": alcalde de Barrancabermeja)

“Denunciamos en la Procuraduría que la Alcaldía, la Corporación Autónoma Regional de Santander (CAS) y Rediba están envenenando y matando con agua contaminada a los barranqueños”, informó López en Twitter. (Vea aquí la denuncia oficial)

Según la senadora, gran parte del Humedal San Silvestre desde 2006 está declarado como Distrito Regional de Manejo Integrado (DRMI), una figura que buscaba detener las acciones que iban en detrimento de la ciénaga pero que la CAS y las dos últimas administraciones municipales al parecer ignoraron, tal y como lo ha venido denunciando este diario desde comienzos de año. (Lea el contexto: 1. Los males que amenazan de muerte a la Ciénaga de San Silvestre y Segundo llamado por la Ciénaga de San Silvestre )

“A todas luces esto resulta incomprensible frente a las figuras de protección que tiene en la actualidad la Ciénaga y frente a la normatividad propia de los rellenos sanitarios. Todo lo anterior da cuenta incumplimiento no solo por parte del operador del relleno sino también por parte de la Corporación y las administraciones locales, quienes han permitido que por casi 5 años se otorgue un tratamiento inadecuado al ecosistema que se pretendió proteger con la declaratoria y que, en lugar de propender por el cuidado y la conservación del Humedal, han realizado actuaciones que ponen en riesgo su existencia”, se lee en la carta enviada al procurador general, Fernando Carillo.

De acuerdo con la funcionaria, es importante que se inicien las investigaciones correspondientes para sancionar a los responsables del vertimiento de lixiviados, presencia de mercurio y muerte de animales en vía de extinción dentro del afluente más importante del Magdalena Medio, el cual surte al acueducto municipal encargado de abastecer a aproximadamente 300 mil habitantes. (Vea las imágenes aquí: S.O.S Ciénaga de San Silvestre: basureros acaban con el ecosistema)

“La CAS no ha ejercido de manera eficiente su misión pues, a pesar de haber sancionado a la sociedad Rediba, se tardó cerca de tres años en ejercer sus funciones de control y vigilancia”, agregó la senadora por la Alianza Verde.

Esto en razón de la suspensión “inmediata” que emitió la autoridad ambiental a finales de 2015, decisión que la Alcaldía desobedeció cuando amparó el funcionamiento del relleno en la declaratoria de emergencia sanitaria del municipio.

“La alcaldía municipal también ha actuado de manera inadecuada, pues con la expedición de los decretos de emergencia sanitaria ha prolongado el manejo inadecuado de la disposición de los desechos y la consecuente contaminación del humedal, incumpliendo con ello sus obligaciones constitucionales y legales”, dice la denuncia.

Cabe recordar que Rediba recientemente fue sancionada con una multa de $2.400 millones de pesos (ver nota) por no cumplir con el Plan de Manejo Ambiental estipulado para el manejo de lixiviados, carga de residuos y uso de fosas.  Además, la CAS advirtió que hay otra investigación en curso en contra del basurero por extralimitarse en el polígono autorizado en la licencia ambiental.

últimas noticias