Preocupación en Santander por aumento de casos de enfermedades de transmisión sexual

En lo que va corrido del año, se han presentado 672 casos. En algunas enfermedades, el aumento llega al 140%.

Imagen de referenciaArchivo

Las alarmas se encuentran encendidas en Santander debido a un aumento considerable en los casos de enfermedades de transmisión sexual en el departamento frente al mismo período del año pasado. En algunas enfermedades, el aumento llega al 140% de los casos.

Según el más reciente boletín epidemiológico de la Secretaría de Salud de Santander, las cifras son preocupantes. Entre VIH/Sida, sífilis congénita y gestacional, y hepatitis, en total van 672 casos reportados en el departamento.

Lea: Cada tres minutos, una adolescente contrae el VIH

La sífilis congénita es la enfermedad que más reporta aumento, dado que llega al 140% de los casos. Mientras que en el 2017 solo se presentaron 16 reportes, en el mismo período de este año ya van 36 casos confirmados. La situación es crítica en Barrancabermeja que presenta el 36% de estos eventos.

La sífilis gestacional también sufrió un aumento considerable dado que en el 2017 se habían presentado 132 casos frente a los 169 eventos registrados en el mismo período de este año. Esta enfermedad se presentó principalmente en mujeres de 20 a 29 años sin reportar víctimas mortales hasta el momento.

Otra de las enfermedades que sufrió un aumento considerable fue el VIH/Sida. De 335 casos en 2017 se pasó a 385 eventos en el 2018, lo cual representa un incremento del 15%. De estos, el 86% pertenecen a VIH, el 10% a sida, y el porcentaje restante obedece a muertes por sida.

En el caso de esta enfermedad, los más afectados son los hombres quienes representan el 81% de los casos. La edad más frecuente de ocurrencia es entre los 20 a los 39 años.

Frente al mecanismo de transmisión, de acuerdo con la entidad el 49% de los casos fue por pareja heterosexual, el 41% por parejas homosexuales y el 7% por parejas bisexuales.

Entre los municipios más afectados por el incremento de estas enfermedades se encuentran Bucaramanga y Barrancabermeja, los más críticos, así como Floridablanca, Piedecuesta, Girón y Puerto Wilches.