Siete lesionados y 12 viviendas incineradas tras atentado a oleoducto Caño Limón Coveñas

Ecopetrol activó un plan de contingencia para evitar una emergencia ambiental en el Catatumbo.

Archivo El Espectador

En las últimas horas guerrilleros dinamitaron el oleoducto Caño Limón Coveñas, ubicado en la vereda La Cristalina en el municipio de Teorama, Norte de Santander, provocando una emergencia ambiental tras el derrame de crudo en el sector.

Las autoridades informan que la voladura del tubo ocasionó afectaciones en la población debido a que se produjo un incendio de gran magnitud que dejó siete personas lesionadas, 12 viviendas incineradas y 50 familias afectadas.

Luego de la acción violenta y los enfrentamientos entre la guerrilla y el Ejército Nacional, la empresa Ecopetrol activó un plan de contingencia para hacer frente al derrame de crudo y evitar la contaminación de las fuentes hídricas, además decidió suspender temporalmente la operación petrolera en la región del Catatumbo.

Las autoridades trabajan para dar con el paradero de los responsables de este atentado atribuido al frente 33 de las Farc.