Un país incluyente y sin prejuicios: las peticiones de las mujeres farianas

Las excombatientes hicieron un llamado a fortalecer los lazos comunitarios y a conservar la memoria del conflicto a través de expresiones como el arte.

Una de las conclusiones del evento fue que “las mujeres y las diversidades farianas estamos comprometidas con la paz con justicia social".Archivo

El  Primer Encuentro Nacional de Mujeres y Diversidades Farianas se llevó a cabo en la casa cultural de barrio Policarpa en Bogotá entre el 30 de mayo y el 2 de junio, y contó con la asistencia de 400 mujeres provenientes de todo el país.

"Las mujeres y las diversidades farianas estamos comprometidas con la paz con justicia social, incluyente, territorial y diferencial, como una oportunidad para superar la brecha de desigualdad que vivimos en las comunidades”, informó en un comunicado la Comisión Nacional de Mujer, Género y Diversidades del partido FARC.

En el encuentro se conversaron temas de salud, política, economía solidaria, condiciones de vida, maternidad y diversidad sexual en el marco de la implementación del acuerdo de paz.

Las mujeres se manifestaron a favor de construir “un país más incluyente, libre de prejuicios y de estigmatizaciones”.

En el encuentro también se hizo un llamado a fortalecer los lazos comunitarios y el cuidado colectivo para fortalecer la construcción de paz en Colombia. Igualmente, coincidieron en la necesidad de conservar la memoria del conflicto a través de expresiones como el arte.

La convención fue el escenario en el que las excombatientes manifestaron su preocupación por los asesinatos a líderes y lideresas sociales que se están presentando en el país.

Además, respaldaron el aborto legal y seguro para que las mujeres tengan el derecho a elegir la maternidad y que esta sea una "expresión de autonomía sobre nuestro cuerpo”.

El evento contó con la presencia de lideresas de las FARC como Victoria Sandino y Olga Marín, y el acompañamiento de organizaciones internacionales como la ONU y la Federación Democrática Internacional de Mujeres (FDIM). El recién liberado “Jesús Santrich” también estuvo en la conveción el 30 de mayo.

Gloria Inés Ramírez, vicepresidenta de la FDIM dijo que “si bien se ha avanzado en los mecanismos para la inclusión del enfoque de generó, especialmente en la puesta en marcha de proyectos productivos, todavía creemos que faltan acciones concretas para apoyar la implementación de estos proyectos, sobre todo con plena participación de las mujeres, y para la agenda general de ellas en su tránsito a la vida civil”.