Unidad para las Víctimas atenderá crisis humanitaria en Chocó

El director de la entidad, Ramón Rodríguez, aseguró que, aunque monitorean permanentemente a todo el departamento, los municipios de Bojayá y Carmen del Darién tienen prioridad.

En las cuencas de los ríos Juguamiandó y a las subcuencas del río Atrato, en los municipios de Riosucio y Carmen del Darién se vive la misma situación. Archivo El Espectador

Frente a la crisis humanitaria que vive el departamento del Chocó, Ramón Rodríguez, director de la Unidad para las Víctimas, anunció que la entidad realiza un seguimiento y acompañamiento a la población.

Desde comienzos de febrero, cerca de cinco mil personas se encuentran en estado de confinamiento por los constantes enfrentamientos entre los grupos ilegales el Clan del Golfo y el Eln.

“Se reportan múltiples afectaciones sobre los habitantes de estas zonas. La entidad está haciendo seguimiento a la situación con el fin de conocer de primera mano las afectaciones de la población y así coordinar las intervenciones que sean necesarias”, dijo Rodríguez.

El director aseguró que, aunque monitorean permanentemente a todo el departamento, los municipios de Bojayá y Carmen del Darién tienen prioridad.

En el caso de Bojayá, desde el 28 de febrero, las comunidades indígenas de Playita, Villa Hermosa, Egoroquera, Unión Baquiaza y la comunidad afrocolombiana de Mesopotamia han sido afectadas. Son 221 las familias que se encuentran confinadas.

Lea también: El confinamiento provocó la muerte de cuatro niños: alcalde de Carmen del Darién

“Estamos asesorando a los municipios en la implementación de planes de contingencia, y se activaron todas las emergencias para prevenir un posible desplazamiento en la región que, en caso de que ocurra, se tiene previsto la entrega de kits de albergue o la posibilidad de ocupar la casa comunitaria del corregimiento La Loma como hogar de paso”, agregó el funcionario.

Esta misma situación se extiende a las cuencas de los ríos Juguamiandó y a las subcuencas del río Atrato, en los municipios de Riosucio y Carmen del Darién.

Adicionalmente, los líderes territoriales aseguran que ocho niños han muerto a causa de enfermedades como la malaria o paludismo, brotes de infecciones y fiebres altas. Erlin Ibargüen, alcalde de Carmen del Darién, confirmó cuatro de esos casos, mientras que las autoridades sostienen que solo son dos.

“Desde la Unidad para las Víctimas seguimos acompañando al departamento y queremos garantizar la atención e inmediatez en cada situación que se pueda presentar por los constantes enfrentamientos de grupos armados”, concluyó Rodríguez.