Aprobación de Maurice Armitage, alcalde de Cali, va en caída

El 47% de los caleños está de acuerdo con la gestión de su alcalde, una cifra que disminuyó 22 puntos desde enero, según Gallup Poll.

El entusiasmo con el que los caleños recibieron a Maurice Armitage en la alcaldía de la capital del Valle ha disminuido constantemente desde enero, cuando asumió el cargo. En ese mes más de la mitad de la población de Cali aprobaba su gestión (69%), pero en mayo esa cifra se ubicó en 54% y en julio cayó a 47%, según la última encuesta de Gallup Poll. (Ver ficha técnica)

Armitage es el único alcalde de las cinco principales ciudades (Bogotá, Barranquilla, Medellín, Bucaramanga y Cali) que ha disminuido progresivamente su favorabilidad desde que inició su mandato. El 42% de la ciudadanía califica mal su labor, por lo que hoy los habitantes de la capital colombiana de la salsa están polarizados en torno a quien los dirige.

En las últimas dos décadas el mandatario que mayor aprobación ha tenido (79%) es el médico Jorge Iván Ospina, hoy senador por la Alianza Verde y quien la semana pasada fue objeto de críticas por grabar un video en un mar de marihuana. Desde Corinto (Cauca) Corinto, el congresista arengó al minsalud por las licencias para uso medicinal de la planta y pidió legalizar los cultivos de las comunidades indígenas y campesinas. 

Armitage, empresario vallecaucano y quien ha sido secuestrado dos veces, ha sido criticado en varias oportunidades por sus declaraciones. En una de ellas, hace dos semanas dijo que la sociedad también debía pedirle perdón a los guerrilleros por haberlos conducido a tomar las armas. Por esta afirmación, que no cayó bien en las redes sociales, tuvo que salir días después a aclarar y decir que el fin del conflicto con las Farc debía ser de doble vía, y que los subversivos no habían tenido oportunidades.

El alcalde de Cali estuvo en 2014 en La Habana (Cuba), donde el Gobierno y las Farc llevan a cabo el proceso de paz, integrando un grupo de víctimas junto a la exsenadora Piedad Córdoba y el líder sindical Domingo Tovar. Y ha sido uno de los defensores más firmes de la reconciliación y la finalización del conflicto armado.

Otra de las afirmaciones que ha tenido a Armitage en el ojo de la opinión pública se dio esta semana. Al ser entrevistado sobre el tema de seguridad, el mandatario dijo que los periodistas hacen una “bulla horrible” por “un solo muerto”. “La gente no se siente muy insegura. Este mes los homicidios en Cali han bajado el 20 %, lo que pasa es que ustedes los periodistas ya no tienen noticias de la guerrilla, entonces todo el día con un solo muerto que normalmente lo había antes hacen una bulla horrible. Por un atraco, una bulla horrible, porque se les están acabando las noticias trágicas. Ya cualquier persona que atropellan en un carro, ustedes lo vuelven una gran noticia. Por supuesto que tenemos que trabajar y soy consciente de eso, pero las cosas no están empeorando, están mejorando, ustedes los periodistas la quieren empeorar”, dijo Armitage a El País. La frase provocó el rechazo del Círculo de Periodistas de Cali.

Pero la encuesta de Gallup no le da la razón al alcalde. Más de la mitad de los caleños son pesimistas. El 52% de los encuestados cree que las cosas en su ciudad están empeorando, una cifra que subió dos puntos desde hace seis meses. Tan solo el 32% es optimista. El número de hurtos a personas aumentó entre enero y mayo (3.705 casos), así como el robo de motos y celulares, según cifras recolectadas por El País.

En el tema de movilidad, Metrocali suspendió el contrato con el operador del sistema de transporte Mío Unimetro por lo que solo 650 vehículos están rodando en las calles. Algunas rutas incluso han sido canceladas. Y en infraestructura, la tan anunciada ampliación de la vía a Pance no ha iniciado.

La gobernadora del Valle, Dilian Francisco Toro, mejora su percepción. Cuando inició su periodo en enero, el 36% de los encuestados aprobaba su gestión, ahora esa cifra se ubica en 53%. El nivel de desaprobación, por su parte, bajó de 35% a 28%.

 

Temas relacionados