En el Valle ya se registran seis quemados por pólvora

Entre los casos que se reportaron desde el 1 de diciembre hasta este martes, hay tres menores de edad y tres adultos. Autoridades insisten a las familias no usar pólvora en festividades.

Istock.

Según el Comité Departamental de Pólvora, desde el 1 de diciembre hasta la fecha se han reportado seis casos de quemados; tres menores de edad y tres adultos. La situación genera preocupación en las autoridades teniendo en cuenta que la cifra empieza a aumentar cuando ni siquiera han llegado las fechas donde se reportan la mayoría de afectaciones.

“Tenemos lesiones en mano con quemaduras de primero, segundo y tercer grado, y con pérdida de dos dedos en uno de los casos. Además, tenemos que casi todas las lesiones ocurrieron con elementos explosivos. La petaca es el artefacto que más heridas produce, seguido de totes y voladores; en conclusión, son los artefactos que explotan los que más hacen daño”, dijo la secretaria de Salud del Valle, María Cristina Lesmes.

Y es que los afectados por estas actividades ilegales se registraron en varios municipios del departamento. En Palmira se presentaron dos casos, un menor de edad con quemadura de primer grado en mano y un mayor de edad con amputación de dedos de la mano. En el municipio de El Cerrito hay un caso correspondiente a un menor de edad con quemadura de segundo grado en mano.En Cali se presentó el caso de un mayor de edad con quemadura de primer grado en mano, y en Candelaria y San Pedro se registraron dos quemados más.

En tanto, los menores de edad se encuentran a cargo de las comisarías de familia que se encargan de restablecer los derechos de estos niños, mientras el instituto hace seguimiento de los hechos. Así lo explicó Claudia Milena Trujillo, coordinadora del grupo de protección de la Regional Valle del Cauca del Icbf, quien además invitó a los padres a ser garantes de sus hijos. (Lea también: En solo dos días de diciembre ya hay 11 personas quemadas con pólvora en el país)

Al respecto, durante la presentación de la campaña ‘Prevención de lesiones por pólvora e intoxicaciones por fósforo blanco’ la gobernadora del Valle, Dilian Francisca Toro, indicó que se espera que este año los días clave que son el 7, 25 y 31 de diciembre se registren cero quemados. Adicional a esto, hizo un llamado a los padres de familia y adultos para sacar la pólvora de las celebraciones de Navidad y Año Nuevo, siendo conscientes que estos artefactos pueden causar tragedias.

Hay que recordar que entre el 1 de diciembre y el 14 de enero del año pasado, se registraron en el Valle 106 personas quemadas con pólvora. De estos casos, 62 de las víctimas eran adultos, que se supone tienen claridad en el riesgo que acarrea la manipulación de estos elementos y la prohibición por ley que existe frente a esta actividad.

Sobre esto, la secretaria de Seguridad y Convivencia Ciudadana, Noralba García, recordó que “diciembre es un mes en el que como Gobierno departamental intensificamos las medidas y se les ha pedido a los alcaldes que adopten los planes de contingencias que deben tomarse en cada municipio, así como a los demás organismos para garantizar que se cumpla el Código Nacional de Policía y se garanticen los derechos de los menores de edad para una navidad sin riesgos”.

El pasado 30 de noviembre, la gobernación solicitó a los alcaldes tomar las medidas para el control, uso y comercialización de pólvora. El llamado ha sido acatado por 16 municipios, mientras que 21 más están en proceso. (Le puede interesar: En Antioquia ya hay 78 casos de quemados por pólvora)

Por su parte, el coronel Camilo Torres, de la Policía Valle, señaló que son más de 200 acciones las que se han ejecutado para impactar a adultos y niños en sitios de alta afluencia como instituciones educativas, terminales de transporte y plazas de mercado, y puntos de control en vías con el fin de evitar que se presenten estos hechos.

Asimismo, los 51 cuerpos de bomberos del departamento se declararon en alerta ante las situaciones que se registren en esta temporada para evitar que se produzcan hechos que lamentar.