Dueño del loro campanero asegura que captura de su mascota es un falso positivo