Violencia genera desplazamiento masivo en Puerto Libertador, Córdoba

En lo que va del 2016, ya son 64 las familias desplazadas por culpa de enfrentamientos y de amenazas de grupos al margen de la ley, como las Autodefensas Gaitanistas de Colombia.

Foto: Archivo

15 de las 105 familias de la vereda Playa Rica en el municipio de Puerto Libertador (Córdoba) fueron desplazadas entre el 28 de junio y el 5 de julio por amenazas de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC). Desde antes del desplazamiento, el grupo paramilitar ejercía presión a los habitantes de este sector, en el corregimiento El Brillante, pero por varios operativos realizados por la Policía en junio, esta aumentó.

Aún no hay un censo definitivo de cuántas personas han resultado afectadas por este hecho. Según un informe realizado por la Oficina de la Onu para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA), las víctimas han tenido que quedarse en hogares de amigos y familiares.

Por la situación de inseguridad, las 90 familias que quedaron tienen la movilidad restringida para entrar y salir de la vereda, y solo pueden hacerlo hasta las seis de la tarde.

Para dar una solución a la problemática, el próximo lunes se realizará un Comité Municipal de Justicia Transicional para definir las acciones a tomar tanto para dar respuesta a los desplazados como para prevenir que estos hechos se repitan.

En esta vereda, de las 105 familias que la habitan, 78 están registradas en el Registro Único de Víctimas también por desplazamientos, pero en años anteriores. A pesar de eso, estas familias regresaron a sus hogares sin acompañamiento estatal.

Además, desde el pasado 13 de enero otras 49 familias, es decir 152 personas, se han desplazado en el municipio de Puerto Libertador. En este caso, del corregimiento de Santa Fe Las Claras y por enfrentamientos entre el ejército y las Autodefensas Gaitanistas, también llamadas por el Gobierno como Clan Úsuga o Clan del Golfo.