Gobierno prepara decreto que fija salario mínimo para 2008

Ante el fracaso de las conversaciones entre empresarios y trabajadores, el Gobierno ya prepara el decreto donde fijaría el alza del salario mínimo que regirá en 2008. Los sindicatos aún confían en lograr un acuerdo en la Mesa de Concertación.

El ministro de la Protección Social, Diego Palacio Betancourt, reconoció que en esta semana difícilmente podrán llegar a un acuerdo sobre el alza, pues ninguna de las partes quiere ceder en su posición, pues mientras los empresarios dicen que no se moverán un punto de su ofrecimiento de seis por ciento, los trabajadores piden que el incremento sea mínimo de diez por ciento.

En consecuencia, el Gobierno, como ocurrió el año pasado, fijará por decreto el alza que se cree no será superior al seis por ciento, pues para 2007 se calcula que la inflación será levemente mayor a un 5 por ciento, por encima de la meta anual que fijó el Banco de la República, de un 3,5 por ciento a un 4,5 por ciento, que será la misma para 2008.

Actualmente el salario mínimo que reciben cuatro millones y medio de trabajadores es de 433.700 pesos y si el alza es de seis por ciento, el mismo quedaría en 459.722 pesos, es decir el incremento sería de 26.022 pesos.

El jefe de la cartera de Protección Social dijo que "me hubiera gustado que se hubieran acercado un poco más" en sus peticiones y ofertas, 10,5 por ciento la exigencia de las centrales obreras y 6 por ciento la oferta de los patronos, y admitió que un acuerdo es ahora una posibilidad muy lejana.

La Central Unitaria de Trabajadores (CUT) le exigió al Gobierno fijar su posición en la Mesa de Concertación Salarail, del que forma parte como miembro y no como árbitro en las negociaciones sobre salarios, recordó esa central.

"Ni los empresarios ni el Gobierno han tenido la más mínima intención de concertar un salario mínimo legal para los trabajadores acorde con el crecimiento de la economía y su postura ha sido tacaña y unilateral", afirmó el vicepresidente de la CUT, Fabio Arias.

Desde el año 2000, esta sería la quinta vez que el salario mínimo se establece unilateralmente por el Gobierno ante la falta de acuerdo, que se ha dado en sólo tres ocasiones.

Al termino de la reunión del viernes, el presidente de la Asociación Nacional de Empresarios (ANDI), Luis Carlos Villegas, dijo que probablemente con ella se cerró "esta etapa de discusión del salario mínimo". Los empresarios aseguraron que solo en la última reunión la discusión se centró en el salario mínimo.

De acuerdo con Villegas, la oferta de un reajuste de un 6 por ciento por parte de las patronales "recoge la concertación dentro de los propios sectores productivos" y, anotó, "garantiza que el proceso de formalización laboral se mantenga en los años que vienen".

Advirtió que un alza de un 7 por ciento "estaría comprometiendo la estabilidad económica del año entrante, para ser sincero".

Villegas agregó que sobre el sector productivo colombiano hay "presiones muy grandes de la tasa de cambio, de la tasa de interés, de la incertidumbre con Venezuela, de la desaceleración de la economía de Estados Unidos", que hay que tener en cuenta.

Temas relacionados