Reforma Financiera fue aprobada en primer debate en el Congreso

<p>El proyecto de Ley, presentado por el Gobierno el pasado 11 de abril, fue aprobado en primer debate por las comisiones Terceras conjuntas de Cámara y Senado. La figura del defensor del sistema financiero y los multifondos de pensiones.</p><p>&nbsp;</p>

El Legislativo aprobó casi el 90% de los artículos de la iniciativa de la Reforma Financiera. Ahora pasará a plenaria en el Congreso, en la próxima legislatura.

"Creo que lo aprobado en las Comisiones es un muy buen inicio, refleja los temas que el Gobierno planteó claramente al Congreso. Se ha mejorado con propuestas muy interesantes de los congresistas y queda planteada una serie de temas sobre los que todavía no hay acuerdos y va a en marcar la discusión en las plenarias tanto de Senado como de Cámara. Creemos que es un buen avance", aseguró el Ministro.

La reforma financiera busca que se acabe la letra menuda en los contratos con los clientes de la banca y que éstos estén más protegidos frente a las instituciones crediticias.

En primer lugar, propone un cambio en la figura del defensor del cliente en las entidades financieras. La administración Uribe pretende que el defensor sea nombrado por la Superintendente Financiero y no por las propias instituciones financieras.

Esta persona debe ser abogado para llevar procesos de conciliación entre la entidad y el cliente y su independencia de las partes garantizará una resolución imparcial de los conflicto.

La reforma propone que el defensor de una resolución de quejas en un plazo máximo de 15 días, a no ser que entre en proceso de conciliación con el banco.

Precisamente uno de los puntos de mayor controversia fue el artículo 13 donde se señala que "las decisiones que adopte el Defensor del Consumidor Financiero no tendrán carácter vinculante para las partes".

Pese a la oposición del Ministerio de Hacienda que advirtió peligros de vacío constitucional al dársele el carácter de vinculante a las decisiones del Defensor, los Comisiones Económicas Conjuntas lo aprobaron así.

"La diferencia es más de tipo constitucional. Nosotros hemos creído que no hay certeza en materia constitucional para que las decisiones sean vinculantes y este es uno de los ejes medulares de la reforma", dijo el Ministro.

Como el objetivo de la reforma es el usuario, en ella se establece que de ser aprobada los derechos de los consumidores y los deberes de las instituciones deben quedar completamente definidos, para que el usuario tenga certidumbre de su posición como cliente de una entidad financiera.

Adicionalmente, la reforma pretende obligar a las entidades financieras a que le entreguen la información veraz, integral, legible y de fácil entendimiento a los usuarios, por lo que en los contratos que este firme deben estar escritos en caracteres visibles y detallar los términos de las operaciones que va a realizar.

Este proyecto también prohíbe que las entidades financieras incluyan en los contratos cláusulas en las que los clientes renuncian a sus derechos y aclara que en los mismos no pueden existir espacios en blanco y si los hay deben incluir instrucciones precisas para que el cliente sepa cómo llenarlos.

Temas relacionados